La publicidad no remonta
Logo de Yahoo
Logo de Yahoo

Yahoo, ¿dónde está su china en el zapato?

Sí, es cierto. Yahoo ha presentado los resultados del trimestre, en línea con lo previsto: con un beneficio de 296,6 millones de dólares e ingresos de 1.135 millones, las cifras no han sido malas del todo.Con el sustento de su participación del 24% en la china Alibaba, gran esperanza de la compañía, el grupo ha logrado mantener el tipo en un trimestre complejo.

Su consejera, Marisa Mayer ha salido a la conferencia con analistas con el argumentario preparado para presumir de sus logros: primero, el aumento del 20% en el tráfico (que alcanzó 800 millones de usuarios mensuales únicos en septiembre), la primera vez en dos años que la empresa da la vuelta a la tendencia de caída. Y, como consecuencia, la subida de la acción en lo que va de ejercicio, cerca de un 67% desde enero.

Pero más de un año después de la llegada de Mayer al frente de la empresa, hay un segmento que se le atasca: el mercado de la publicidad. Con éxitos en numerosos frentes (aumento del número de usuarios, explosión de la acción en Bolsa), Mayer no ha sido capaz (aún) de trasladar ese bagaje a los anunciantes y la compañía pierde mes a mes cuota en publicidad.

El negocio de display (anuncios en página), que supone un 40% de los ingresos de Yahoo en el trimestre, cayó casi un 12% entre junio y septiembre. La competencia con Google y Facebook se ha dejado sentir. No obstante, los análisis de Emarketer apuntan a que la compañía seguirá perdiendo cuota en el mercado publicitario de cara a sus principales rivales: el peso de Yahoo en la tarta global caerá este año del 8,6% al 7,7%. Google incrementará su participación del 40,9% al 41,1% y Facebook se reforzará desde el 5,9% al 7,1%.

Y es aquí donde llega el meollo del misterio de la debilidad de Yahoo de cara a los anunciantes. En un mercado en desarrollo, como es el de la publicidad online, la estrategia de Facebook y Google da sus frutos:  lanzan al mercado servicios que enganchan al usuario y que se han mostrado como vehículos publicitarios más efectivos de cara al anunciante. 

A ello se suma otra característica del mercado de publicidad online, y es la feroz competencia: la llegada de plataformas de publicidad, que permiten a los anunciantes comprar casi en tiempo real espacios de publicidad en webs de todo el mundo, tira los precios a la baja. Así, según The New York Times, Yahoo aumentó un 1% el número de anuncios vendidos... pero el precio por anuncio bajó un 1%.  

Normas