Arrecian las críticas de algunos barones del PP por el actual modelo de financiación autonómica
GRA078 MADRID, 14102013.- El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy,c, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal,iz, y el vicesecretario nacional del partido, Javier Arenas,d, durante la reunión del Comité Ejecutivo Nacional del PP celebrado hoy en la sede de Génova y en la que  se analizará la situación económica y la estrategia del PP ante el desafío soberanista de Cataluña y la financiación autonómica. EFEJavier Lizón
GRA078 MADRID, 14/10/2013.- El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy,c, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal,iz, y el vicesecretario nacional del partido, Javier Arenas,d, durante la reunión del Comité Ejecutivo Nacional del PP celebrado hoy en la sede de Génova y en la que se analizará la situación económica y la estrategia del PP ante el desafío soberanista de Cataluña y la financiación autonómica. EFE/Javier Lizón EFE

Rajoy se compromete a publicar las balanzas fiscales en diciembre

Madrid y Baleares exigen una reforma urgente, mientras Rajoy y otros barones aseguran que se hará a lo largo de 2014

El objetivo es que el futuro sistema sea consensuado por todos

Además, ha anunciado que su Ejecutivo presentará una reforma fiscal en marzo, según han anunciado fuentes 'populares'.

Rajoy ha hecho ambos anuncios en su intervención a puerta cerrada ante el Comité Ejecutivo Nacional del PP, en el que ocupará un lugar relevante la financiación autonómica. Precisamente, hace una semana, al hilo del debate interno abierto en el seno de la formación por la propuesta de Alicia Sánchez-Camacho, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, adelantó que publicarían las balanzas fiscales en los próximos meses.

Antes de la reunión, varios presidentes autonómicos ya han expresado su deseo de que la nueva financiación autonómica cuente con el consenso de todas, como en 2002, y han pedido respetar los plazos acordados en octubre del año pasado en la Conferencia de Presidentes. De esta forma han respondido al presidente madrileño, Ignacio González, que reclama que la nueva financiación esté lista para el 1 de enero de 2014.

Rajoy ha tratado así de zanjar la cuestión del calendario que seguirá la próxima reforma del actual sistema de financiación autonómica, sobre todo, después de que algunos barones del PP, como los de Madrid y Baleares, se hayan mostrado partidarios de abordar cuanto antes la reforma del sistema actual.

Todavía esta mañana resonaban los ecos de la propuesta hecha la semana pasada por la presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez Camacho, quien abogó por limitar la solidaridad interterritorial y garantizar la ordinalidad, de forma que las autonomías no pierdan posiciones en el ranking de renta per cápita una vez aplicada.

Pues bien, mientras la semana pasada solo los presidentes de Madrid y Baleares, Ignacio González y José Ramón Bauzá mostraron abiertamente su oposición a una reforma del sistema que desemboque en un modelo de financiación a la carta, esta mañana fueron más regiones las que alzaron su voz.

El consejero de Economía, Industria, Turismo y Empleo de la Generalitat Valenciana, Máximo Buch, ha declarado que es “irrenunciable” exigir un cambio “urgente” del modelo de financiación autonómica vigente en la actualidad. Según ha explicado, el actual modelo de financiación es “una losa pesada que ya no resiste el paso del tiempo”; un modelo que “se ha evidenciado como injusto y clientelista”.

Buch ha incidido en la idea de que el modelo vigente, que “implantó el anterior Gobierno de España en 2009, favorece claramente a las comunidades que entonces tenían el mismo signo político que el Ejecutivo que implantó el modelo o que destacaban por sus reivindicaciones nacionalistas”. El consejero valenciano ha dicho también en un encuentro informativo, organizado en Valencia por Nueva Economía Fórum, que “todos los españoles financiamos” el desarrollo industrial de “otras regiones de España que ahora tienen ansias independentistas y que carecen de base histórica”.

El modelo actual “no satisface a nadie”

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, ha insistido esta mañana en que la actual ley de financiación autonómica “vence este año” y es necesario ir a un modelo diferente porque el actual “no satisface a nadie”. El madrileño fue uno de los últimos en llegar al Comité Ejecutivo Nacional del PP, a cuya entrada remarcó la necesidad “urgente” de abordar un cambio en el modelo de financiación. “Es evidente que hay que cambiarlo porque vence este año, lo dice la ley, no lo digo yo”, manifestó.

No fue de esta opinión el presidente de La Rioja, Pedro Sanz, quien aseguró que hay que lograr un sistema consensuado por todos como ocurrió en 2002 con el Gobierno de José Maríar Aznar y recordó que todos los presidentes autonómicos pactaron hace un año abordar este tema en 2014, una vez analizado el modelo vigente. A su entender, “no es una cuestión que urja”.

Sanz explicó que todos acordaron en la Conferencia de Presidentes celebrada en octubre del año pasado que primero analizarían las “consecuencias” del sistema de financiación que se está aplicando ahora que, según apuntó, fue fruto de “una negociación de José Luis Rodríguez Zapatero con Cataluña y Andalucía”, y en contra del PP.

De la misma opinión fue la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, quien confió en que el futuro sistema cuente con un apoyo unánime de las comunidades, tal y como ocurrió con el modelo suscrito durante el Gobierno de Aznar, que lamentó que tuviera que ser modificado.

Por su parte, el presidente extremeño, José Antonio Monago, reclamó que se mantenga el principio de solidaridad y afirmó que “defender la Constitución siempre es muy sano, y más en los momentos actuales”.

El jefe del Ejecutivo balear, José Ramón Bauzá, defendió que no puede haber 17 modelos de financiación distintos y coincidió en hacer que prevalezca la solidaridad porque “dar más dinero a Cataluña no arregla el problema”.

Normas