Las ‘start-up’ tecnológicas aprovechan la fuerte subida del Nasdaq para debutar en el mercado
La cúpula de FireEye celebra el debut de la firma en Bolsa.
La cúpula de FireEye celebra el debut de la firma en Bolsa. Reuters

FireEye y Rocket Fuel reabren la euforia en las salidas a Bolsa

Registraron subidas cercanas al 100% en su debut

La euforia de los inversores en las salidas a Bolsa de start-up tecnológicas parece haber vuelto en los últimos días. Y es que algunas de estas compañías han debutado en el Nasdaq con subidas que coquetean el 100%. Rocket Fuel y FireEye, que salieron a Bolsa el viernes, son dos ejemplos.

Así, Rocket Fuel, especializada en tecnología para publicidad online, debutó en el Nasdaq con una subida del 90%. La compañía, participada por grupos de inversión como Mohr Davidow, Nokia Growth Partners y Labrador Ventures, captó con la OPV 116 millones de dólares.

A su vez, FireEye, que desarrolla software de cyberseguridad, registró un avance del 100% en su debut en el Nasdaq. La compañía, que tiene entre sus accionistas a Sequoia Capital y Northwest Venture, ingresó con la operación 304 millones de dólares.

También Shutterstock, que gestiona una tienda online de fotos digitales, realizó la pasada semana una colocación de acciones aprovechando la buena recepción del mercado. Tras la operación sus títulos subieron más de un 12%.

Las compañías quieren aprovechar la actual coyuntura en los mercados para dar el salto a la Bolsa. El Nasdaq Composite, que desde enero ha subido más de un 21%, alcanzó el pasado viernes su cota máxima desde el otoño del año 2000, en plena resaca de la burbuja tecnológica, superando los 3.798 puntos.

Buena parte del interés de los inversores por las salidas a Bolsa de start-ups ha venido motivado por la resurrección de Facebook en Bolsa. La red social debutó en el Nasdaq en mayo de 2012 a un precio de 38 dólares. Sin embargo, las dudas sobre la evolución de su negocio, unidas a la avalancha de papel colocado, provocaron que sus acciones se hundieran hasta los 18,80 dólares pocos meses después.

Sin embargo, desde julio pasado, tras la presentación de las cuentas del segundo trimestre, en las que se batieron las previsiones del mercado, los títulos de Facebook iniciaron una imparable subida, volviendo a superar de nuevo el precio de la OPV. En los últimos tres meses, las acciones se han revalorizado más de un 90%. El pasado viernes, Facebook batió de nuevo su máximo histórico, superando la cota de los 46,50 dólares.

Ahora las miradas se dirigen hacia las empresas que buscan debutar en Bolsa en los próximos tiempos, entre las que destaca sin duda Twitter. La popular red social confirmó hace pocos días que ha registrado en la SEC su solicitud para salir a cotizar. El momento para salir a Bolsa parece bueno. La duda es saber si se mantendrá mucho tiempo.

 

Normas
Entra en El País para participar