Nueva York demanda al inversor por fraude en su escuela de negocios
El multimillonario Donald Trump
El multimillonario Donald Trump REUTERS

Dar gato por liebre sí tiene precio para Donald Trump

Ser famoso y multimillonario y querer poner en marcha una escuela de negocios con tu nombre puede salir caro. Al menos eso puede pasarle al multimillonario estadounidense Donald Trump, que ha sido acusado por la fiscalía general del estado de Nueva York de presunto fraude en su escuela de negocios.

Según la demanda presentada por el fiscal Eric Schneiderman, Trump defraudó presuntamente a los estudiantes de su institución educativa al darles “gato por liebre” y asegurarles que él estaba personalmente involucrado en la selección de los profesores y el programa de estudios, circunstancia que habría servido para promocionar su centro.

La fiscalía asegura en su escrito que “nadie, por muy rico o famoso que sea, tiene el derecho a estafar el trabajo duro de los neoyorquinos. Cualquier persona que lo haga debe esperar ser llevado a rendir cuentas”. La demanda acusa además a Trump de comerciar con su estatus de celebridad para “aparecer en persona en anuncios que hacen falsas promesas para convencer a la gente de gastar decenas de miles de dólares que no podrían pagar por las lecciones que nunca llegaron”.

La respuesta del multimillonario Donald Trump fue dura y aseguró que el fiscal general de Nueva York estaba “tratando de extorsionar con una demanda civil”. Más duro se mostró su abogado, quien llegó a declarar que la fiscalía “debería centrar más su atención, y el uso de nuestros impuestos, en llevar ante la justicia a los responsables de la crisis financiera”.

La demanda contra Trump University, conocida ahora como The Trump Entrepreneur Institute, reclama 40 millones de dólares, unos 30 millones de euros, al magnate y al exdirector del centro, Michael Sexton, en concepto de devolución de las matrículas, de hasta 35.000 dólares, abonadas por cerca de 5.000 estudiantes a la institución entre los años 2005 y 2011. Unos alumnos que se matriculaban en talleres y cursos de emprendimiento y liderazgo a partir de 1.500 dólares, y que según la información aportada por la institución , iban a contar con la presencia del multimillonario en alguna de sus lecciones. Circunstancia que no llegó a producirse y que suscitó varias reclamaciones y demandas de los estudiantes por no cumplir con las expectativas generadas.

La institución tuvo que cambiar su nombre en 2011 al de The Trump Entrepreneur Institute después de que la administración estadounidense concluyera que el centro carecía de la licencia adecuada para ser definido como centro universitario.

Pese a todo, Donald Trump se ha defendido aclarando que “los estudiantes sabían exactamente lo que estaban haciendo” y ha recordado que la institución cuenta con un índice de aprobación del 98%, según las encuestas realizadas a 11.000 estudiantes al finalizar cada curso.

El inversor es conocido por sus célebres frases, que ha reproducido en varios libros como Cómo hacerse rico y Piensa como un multimillonario. Entre todas destaca una: “nunca garanticen personalmente nada.”

Del ‘reality’ al taller de 1.500 dólares

La revista Forbes sitúa a Donald Trump en el número 423 de la lista de personas más ricas del mundo, con una fortuna valorada en 3.200 millones de dólares. Una riqueza amasada a golpe de ladrillo, comenzó como promotor inmobiliario, y que más tarde acompañó con negocios en el sector del juego, donde es propietario de Trump Entertainment Resort, compañía dedicada a la explotación de dos casinos en Atlantic City, Nueva Jersey. Pero, sin duda, Donald Trump es conocido por el gran público por The Apprentice (El Aprendiz), un reality show televisivo, en el que ejerció como presentador y juez, y en el que un grupo de empresarios competían por un premio de 250.000 dólares y un contrato para dirigir una de las sociedades del empresario. Un formato televisivo que logró un gran éxito y que fue reproducido en más de 20 países distintos, entre ellos España, y que más tarde reprodujo en talleres y cursos de entre 1.500 y 35.000 dólares.

Normas