El selectivo se deja un 1,86% con la prima en los 251 puntos
Un hombre, reflejado en una pantalla en Tokio.
Un hombre, reflejado en una pantalla en Tokio.

El Ibex pierde los 8.700 puntos arrastrado por las caídas en el sector bancario

Las alzas de las últimas semanas dan paso este lunes a la corrección en el Viejo Continente. Las principales plazas europeas se tiñen de rojo aunque vuelven a ser el Ibex y el Mib las que sufren con mayor dureza la recogida de beneficios. La razón principal de estos descensos hay que buscarla en el comportamiento registrado por el sector bancario. Así, el índice de la Bolsa española se deja un 1,86% mientras el parqué milanés retrocede un 2,46%. Los rumores que circulaban este fin de semana en la prensa italiana sobre los riesgos que para la recuperación económica supondría la caída del gobierno de coaliación añaden más incertidumbre.

El resto de plazas europeas tampoco escapan a la corriente bajista y más en un momento como el actual en el que EE UU parece haber emprendido el camino a la corrección apoyado en las voces que apuntan a una retirada de los estímulos económicos antes de lo previsto. El Dax alemán concluye con una caída del 0,31%, el Cac francés se deja un 0,97%, mientras que el Footsie británico y el Euro stoxx ceden un 0,53% y un 1,08%, respectivamente.

Pero los descensos de este lunes no empañan la tendencia del último mes. El Ibex a pesar de haber perdido los 8.700 puntos se mantiene con ganancias cercanas al 6% para el conjunto del año y desde finales de junio se ha revalorizado un 14,6%. 

La mejora de la renta variable ha tenido como principal punto de apoyo los resultados empresariales, las noticias que apuntan a un recuperación en la zona euro y cómo no, a la mejora experimentada por la deuda. La prima de riesgo, un buen termómetro en tiempos de crisis, continúa estable y este lunes se sitúa en los 252 puntos. La rentabilidad del bono a diez año no obstante permanece en el 4,42%, a cierta distancia del 4% que registraba en mayo, su mínimo en los que va de año.

IBEX 35 9.245,80 0,16%

De estos datos se desprende la idea de que la caída del riesgo país se ha debido fundamentalmente al incremento de la rentabilidad del bund alemán. La deuda germana a una década, en sintonía con la estadounidense, se aleja de manera progresiva de sus mínimos ante las dudas que trae consigo la retirada de estímulos al otro lado del Atlántico y a la entrada de dinero en la renta variable en detrimento de la fija. Muchos inversores animados por la mejoría del escenario económico y político de la zona euro empiezan a abandonar los valores refugios que tanto éxito tenían hace apenas un año.

Como principal referencia de la jornada este lunes toda la atención ha estado puesta en los datos de morosidad del mes de junio, algo que agudizado las caídas en el sector financiero. La cifra divulgada por el Banco de España ha sido pero de lo esperado. La tasa ha repuntado hasta el 11,6%, cuatro décimas más que la registrada el mes anterior, y registra un nuevo máximo histórico. Minutos después de conocerse la noticia el rojo se ha impuesto en el parqué. Después de unas semanas de alegría gracias a la mejora de la prima de riesgo, que sirvió de impulso a la banca, Sabadell, CaixaBank y Bankiter cierran con caídas cercanas al 5%, seguidos a cierta distancia del Popular (-3,91%) y Santander (-2,85%) y BBVA (-2,6%).

Sin embargo, los inversores tienen marcado en rojo el próximo miércoles. Ese día la Fed hará públicas sus actas. El mercado, a la espera de conocer el veredicto del banco central estadounidense prefiere esperar, al menos el estadounidense. Wall Street registra ligeras caídas a media sesión y aunque es poco probable que el miércoles se sepa cuándo Ben Bernanke comenzará con la retirada de los estímulos, el mercado espera obtener nuevas pistas que despejen el panorama. Antes de esto, y concretamente mañana, el Tesoro español volverá a acudir al mercado en búsqueda de financiación. Con el 76% de las necesidades de liquidez ya cubiertas, el erario espera captar hasta 4.000 millones en letras a seis y doce meses.

El euro, por su parte, se cambia a 1,334 euros frente a los 1,332 del viernes.

Normas