Los negocios aeroportuarios, los que más ingresos generan
Las constructoras venden activos por 6.000 millones para reducir deuda
REUTERS

Las constructoras venden activos por 6.000 millones para reducir deuda

Aún así, la deuda neta conjunta de ACS, OHL, Ferrovial, Abertis, Acciona y FCC supera los 50.000 millones de euros.

Las grandes constructoras cotizadas del país continuaron con su ritmo desinversor en el primer semestre del año, en una carrera particular por reducir deuda y ajustar unos balances que se fueron incrementando al ritmo que crecía la economía española en los años previos a la crisis. Cerca de 6.000 millones de euros en ventas de activos con los que se quiere compensar la generalizada caída del negocio en España.

A la espera de que presente los resultados del primer semestre del año, el Grupo ACS ha destacado en el último año y medio por su actividad desinversora. En los primeros seis meses del año ha anunciado ventas por valor de 2.050 millones de euros, que se sumarían a los 4.781 que se reflejaron en las cuentas anuales del pasado ejercicio. La operación más cuantiosa que ha llevado a cabo la compañía que preside Florentino Pérez durante estos seis primeros meses del año es la venta, por parte de su participada Hochtief, de sus activos aeroportuarios por 1.100 millones de euros.

El papel de los aeropuertos

Unas obligaciones conjuntas de 52.300 millones

La suma de la deuda financiera neta de las grandes constructoras arroja una ci_fra de 52.297 millones, 1.800 menos que hace un año, aunque los resultados de las estrategias para adelgazar el endeudamiento aún son desiguales. Fruto de sus mayores desinversiones, el grupo ACS_es el que más ha reducido su deuda financiera neta en el último año. Si en los seis primeros meses del año pasado cerró con 4.952 millones de euros de deuda, este lo acabará en el entorno de los 4.100, según las previsiones de los analistas, un descenso de más del 16%.

Mismo porcentaje, pero con signo positivo, ha registrado el endeudamiento de Ferrovial en igual periodo, pasando de 5.539 millones de euros a 6.460. Si la comparación se realiza con el cierre de 2012, la deuda ha aumentado en más de 1.300 millones. Hay que recordar que en mayo la compañía cerró una emisión de bonos de 500 millones de euros, con vencimiento en 2018 y con un cupón del 3,375%. No es la única que ha visto incrementado su endeudamiento. Abertis cerraba el semestre con una deuda neta de 13.755 millones, un 4,4% más que hace un año. En este periodo, la compañía ha realizado una emisión de 600 millones en bonos a diez años, y ha acometido inversiones como la adquisición de un 16,4% más del satélite Hispasat por 172,5 millones de euros.

Las otras tres grandes constructoras cotizadas sí parecen seguir, de momento en niveles moderados, el camino para reducir su deuda. FCC, que impulsó un nuevo plan con vistas a dos años, ha adelgazado sus obligaciones financieras en un 5,5% en un año, pasando de algo más de 7.000 millones a 6.700 hasta junio. OHL lo ha hecho en un 6,7%, bajando a 5.465 millones, mientras que Sacyr ha pasado de deber 8.634 millones a 8.357.

La constructora alemana ejecutó ésta venta al fondo de pensiones de los funcionarios canadienses, PSP Investmens, el pasado mayo, aunque ya se citó en el informe financiero del primer trimestre. En junio también confirmó la venta de su división de servicios a la francesa Spie por 250 millones. En el balance de situación de ACS en el primer trimestre ya se reflejó una pérdida de activos de unos 300 millones de euros con respecto al cierre de 2012.

La gestión aeroportuaria se convirtió en una de las fuentes de inversión con anterioridad a la crisis, y durante ella, el recurso más habitual para reducir deuda. En el primer semestre hay buenos ejemplos de ello, además del mencionado de Hochtief. Ferrovial cerró en febrero la venta del aeropuerto londinense de Stansted a Manchester Airport Group por 1.500 millones de libras, casi 1.800 millones de euros al cambio actual, aunque, en este caso, por obligación de los reguladores británicos.

Abertis, por su parte, confirmó la venta del aeropuerto de Luton, también en Londres, a Aena, por valor de 502 millones de euros, que se reflejará en los resultados del tercer trimestre. También se desprendió de activos aeroportuarios de su filial TBI en Europa y EE UU por 317 millones de euros, a los que hay que sumar los 182 recibidos por el 3% de Eutelsat y los 41 por Overon, lo que hacen un total de más de 1.000 millones.

FCC ponía en marcha en marzo de este año un plan estratégico para reducir su deuda en 2.200 millones hasta 2015. Desde entonces, la constructora ha recaudado algo más de 300:_97 por la venta de su negocio de agua a la checa SmVak, 150 por la venta del 50% de Proactiva, 23 tras vender parte de un hospital en Irlanda del Norte y 13 por la Autopista del Valle en Costa Rica. Además, recibirá unos 50 por la venta del Hotel W de Barcelona al fondo soberano catarí, del que posee un 25%.

El presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales, por su parte, pretende vender el 30% de Acciona Energía, valorado en 1.000 millones, mientras que la actividad patrimonial de OHL ha estado marcada por la compra del 3% de Abertis por 342 millones de euros.

Normas