Por 200 millones de euros

ACS puja por una planta potabilizadora en Canadá

ACS, a través de Dragados, ha sido precalificada para construir una planta de aguas residuales de McLoughlin Point, ubicada en la Columbia Británica (Canadá) y que está presupuestada en cerca de 200 millones de euros, un tercio del presupuesto total del programa de tratamiento de aguas para la zona.

Según datos oficiales del gobierno regional de 13 municipios, Capital Regional District (CRD), Dragados Canadá participa en consorcio con la firma Knappett Projects.

Asimismo, las autoridades han preseleccionado a otros dos consorcios: uno de ellos integrado por Suez Norte América, Aecom Canada y Graham Infraestructure y otro en el que participa Veolia Agua, Construcciones de Norteamérica y PCL Constructors Westcoast.

El contrato, comprende además la construcción del cruce del puerto de Victoria y del emisario submarino para bombear el agua residual.

La planta incluirá además sistemas para la recuperación del calor y edificios administrativos.

Está previsto que el proyecto se adjudique en la primavera de 2014 de manera que los trabajos comiencen en verano de ese mismo año y que la planta se ponga en funcionamiento en 2018.

El proyecto de McLoughlin es uno de los tres pilares del programa de tratamiento de aguas residuales del la CRD, valorado en 600 millones de euros (782,7 millones de dólares) y que estará financiado conjuntamente por los gobiernos provinciales o federales.

La contribución federal ascenderá a un máximo de 197 millones de euros (253,4 millones de dólares) y la de la provincia a 193 millones de euros (248 millones de dólares).

Contrato para el diseño y construcción de la planta de tratamiento de aguas residuales.

Normas