Solo concede una décima adicional para 2013

Montoro rechaza compartir el mayor margen de déficit de Bruselas con las comunidades

Andalucía, Cataluña, Asturias y Canarias votan en contra

Las autonomías reclaman más generosidad al Ejecutivo

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.
El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. EFE

Hacienda ha rechazado hoy compartir con las comunidades el mayor margen fiscal concedido por Bruselas para el período 2014-2016. Así, el umbral máximo de déficit autonómico para el próximo año será el mismo que el incluido en el Programa de Estabilidad. Es decir, del 1% para 2014, del 0,7% para 2015 y del 0,2% para 2016. Así, serán la Administración central y la Seguridad Social quienes se beneficiarán en exclusiva de la flexibilización concedida por la Comisión Europea que elevó el objetivo de déficit para el conjunto de la Administración Pública del 5,5% al 5,8% para 2014, del 4,1% al 4,2% para 2015 y del 2,7% al 2,8% para 2016.

Si bien todas las comunidades reclamaron, algunas en voz alta y otras con la boca pequeña, una mayor generosidad por parte de Hacienda, solo cuatro comunidades han votado en contra: Cataluña, Andalucía, Canarias y Asturias. País Vasco y Navarra han optado por la abstención y el resto de autonomías –todas gobernadas por el PP- han respaldado al Gobierno.

Como ya estaba previsto, la única concesión de Hacienda ha sido elevar del 1,2% al 1,3% el objetivo de déficit autonómico agregado para este año. Ello significa que las comunidades deberán reducir en 4.700 millones sus números rojos. Será en el próximo Consejo de Política Fiscal cuando se fijará un umbral diferenciado para cada comunidad en función de su situación económica y de sus esfuerzos para reducir el déficit.

Por otra parte, la reunión preparatoria de esta mañana del Consejo de Política Fiscal que se está celebrando esta tarde ha terminado con la rebelión de las comunidades autónomas, que han tumbado el punto seis del orden del día. Hacienda pretendía endurecer las autorizaciones de deuda a las autonomías. En concreto, su idea era exigir que las comunidades informaran sobre las condiciones de las operaciones antes de conceder su visto bueno. "Es una barbaridad", señalaron fuentes autonómicas, que destacaron que todas las comunidades sin excepción obligaron al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, a dar marcha atrás.

Los consejeros de Hacienda argumentaron que el mercado es volátil y, por lo tanto, no es posible conocer las condiciones de una emisión de deuda antes de que esta se produzca. Hacienda ha aceptado a regañadientes las críticas y se ha comprometido a llevar una nueva propuesta en el próximo Consejo de Política Fiscal.

Normas