Primer hito en la mayor obra de Europa

Las tuneladoras de ACS en Crossrail llegan a Canary Wharf

El nuevo ferrocarril bajo Londres está valorado en más de 17.000 millones de euros

La apertura al público está prevista para el año 2018

El grupo español, representado por la filial Dragados, tiene cuatro tuneladoras en la obra

Un grupo de empleados de Dragados posa ante la tuneladora Elisabeth a su llegada a Canary Wharf.
Un grupo de empleados de Dragados posa ante la tuneladora Elisabeth a su llegada a Canary Wharf.

Dos de las cuatro tuneladoras de Dragados (filial constructora de ACS) que horadan el subsuelo de Londres, desde finales del año pasado, han cumplido con la primera fase de su cometido en el proyecto Crossrail. Elisabeth y Victoria han completado 1,7 kilómetros de túnel cada una, llegando a la que se considera la segunda city de la ciudad, Canary Wharf, 28 metros bajo tierra. Por el momento, se trata del mayor hito de la obra.

El grupo español, al igual que otros como Ferrovial y FCC, trabaja en el que hoy es el mayor proyecto en ejecución en Europa. Crossrail atravesará la capital británica bajo tierra para enlazar las zonas este y oeste por ferrocarril. El presupuesto total es de unos 14.800 millones de libras (17.430 millones de euros), y el arranque de operaciones está previsto para 2018. Un total de 8.000 profesionales trabajan en estos momentos sobre la infraestructura, que alcanza ya un tercio de su ejecución.

Dragados lidera el 90% del capital de una UTE en la que también figura la firma local John Sisk & Son Limited. Su cometido es completar hasta 21 kilómetros de túneles, de un total de 42 kilómetros previstos para la zona centro de Londres, para lo que cuenta con las cuatro tuneladoras. Sus diámetros son de 7,1 metros, tienen una longitud de 150 metros cada una y pesan unas 1.000 toneladas.

Elisabeth y Victoria están siendo sometidas a un proceso de mantenimiento en estos días en la propia Canary Wharf para afrontar de inmediato una nueva etapa, en la que excavarán un tramo de 2,2 kilómetros que las llevará hacia el centro de Londres, hasta Stepney Green. Trabajadores de ACS esperan allí ejecutando las cavernas de la estación. Trabajan en suelo blando y aseguran que son las cavernas más importantes jamás construidas en Europa.

Buena parte de la complejidad del proyecto reside en que se está llevando en un entorno urbano tratando de alterar lo menos posible el ritmo de la ciudad. Dragados instalará 13.500 anillos de dovelas para revestir los túneles con 350.000 toneladas de hormigón.

En cuanto a los materiales extraídos, la constructora los aleja de la obra utilizando barcazas por el río Támesis, con lo que minimiza el tránsito de camiones por Londres.

El secretario de Estado de Transportes de Reino Unido, Patrick McLoughlin, y el alcalde de Londres, Boris Johnson, asistieron al calado de Elisabeth. “Muchos pensaron que nunca sucedería, parecía casi imposible, pero con la llegada de la tuneladora al corazón de Canary Wharf ya no queda ninguna duda de que Crossrail será una realidad”, dijo el alcalde.

Normas