Por pactar precios en gasolineras

Competencia inspecciona a las petroleras por posibles prácticas anticompetitivas

La CNC sospecha que las compañías pactan los precios del surtidor e imponen las mismas condiciones a todas las estaciones de servicio

Estas infracciones son consideradas muy graves

Surtidor de gasolina.
Surtidor de gasolina. EFE

Los pasados 27 y 28 de mayo, inspectores de la Dirección de Investigación de la Comisión Nacional de la Competencia (CNC) llevaron a cabo inspecciones en varias compañías operadoras de productos petrolíferos y en una asociación sectorial, bajo la sospecha de posibles prácticas anticompetitivas. Fuentes de este organismo explicaron que lo que se investiga es un posible cártel de precios y la aplicación también al unísono de idénticas condiciones comerciales a todas las estaciones de servicio.

Las mismas fuentes aseguraron que no especifican ni el nombre de las empresas inspeccionadas, ni siquiera el número de las actuaciones practicadas, “con el objetivo de preservar la presunción de inocencia”. Por ello, solo matizaron que se trata de compañías con implantación en todo el territorio nacional. La CNC recuerda en el comunicado que difundió ayer que este sector ha sido recurrentemente objeto de interés por la autoridad de competencia española, que ha venido realizando un seguimiento constante del mismo. De hecho, fruto de esa fiscalización se han emitido una serie de informes en los que la CNC puso de manifiesto el problema de la falta de competencia en el sector, sobre todo después de constatar un incremento significativo del precio de los carburantes en un contexto de niveles generales de precios minoristas (antes de impuestos) más elevados que los registrados en países del entorno europeo.

El ‘efecto lunes’

Por su parte, la Comisión también recordó que recientemente se ha hecho eco en sus informes de supervisión del alineamiento general de los precios de venta al público de los combustibles de automoción. Después de eso, anunció el inicio de un expediente informativo con el objeto de determinar la causa del denominado efecto lunes. Consisten, según fuentes de este organismo, en un patrón común consistente en la bajada del precio de gasolinas y gasóleo entre el domingo y el lunes que se acompaña de una subida posterior a partir del martes no justificada por la evolución de las cotizaciones internacionales (el precio al que las petroleras compran el combustible en los mercados mayoristas). Competencia está tratando de identificar qué operadores pudieran estar siendo responsables de las citadas actuaciones y comprobar si esas conductas se ajustan a la legalidad.

Fuentes de la CNC remarcaron ayer que las inspecciones suponen un paso preliminar en el proceso de investigación de la supuesta conducta anticompetitiva y no prejuzgan el resultado de la misma ni la culpabilidad de las entidades inspeccionadas, de ahí que no se faciliten sus nombres.

No obstante, en el caso de acreditarse algún indicio de que se ha producido una concertación de precios o condiciones en los contratos de abastecimiento y distribución de las gasolineras, se procederá a la incoación o apertura formal de un expediente, ya que tales conductas restrictivas constituirían una infracción del artículo 1 de la Ley 15/2007 y del artículo 101 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea. Se trata de conductas consideradas como infracciones muy graves.

Por ello, de hallarse pruebas de que las empresas investigadas han incurrido en estas prácticas, podrían ser sancionadas con una multa de hasta el 10% del volumen de negocio total de esas compañías en el ejercicio inmediatamente anterior al de la imposición de la multa.

Así, finalizadas las inspecciones, la Comisión inicia ahora el proceso de análisis y estudio de toda la información recopilada antes de tomar la decisión de si abre expediente o archiva la causa. No existe plazo temporal para tomar una determinación al respecto. Sin embargo, si finalmente se decidiera incoar a alguna o a todas las entidades inspeccionadas, entonces sí se darían a conocer sus identidades, “ya que el hecho de abrir expediente es porque existen indicios suficientes”, explican fuentes de la CNC; y la resolución del caso debería llevarse a cabo en los 18 meses siguientes.

 

 

Normas
Entra en El País para participar