_
_
_
_
_
El desfase asciende a 25.007 millones de euros en el primer cuatrimestre

El déficit del Estado alcanza el 2,38% tras caer todos los grandes tributos

El retroceso en IVA y Sociedades se explica por las mayores devoluciones fiscales Los gastos aumentaron hasta abril un 5,6%, empujados por el incremento de los intereses

Ejecución presupuestaria hasta abril

El Estado registró hasta abril un déficit de 25.007 millones de euros, un 2,38% del PIB, un nivel similar al registrado el año anterior cuando todavía no había entrado en vigor la subida del IVAo la supresión de deducciones en Sociedades. Todos los grandes tributos registran relevantes descensos en la recaudación, un hecho que Hacienda justifica por el mayor ritmo de devoluciones.

 Los datos de ejecución presupuestaria hasta abril reflejan el efecto de la recesión económica sobre las arcas públicas. La recaudación de todas las grandes figuras tributarias registra notables descensos a la par que los gastos de la Administración central se incrementaron en el primer cuatrimestre.

La recaudación del IRPF, el tributo que más recursos aporta a las arcas públicas, se situó en abril en 26.518 millones, un 5,3% menos que en el primer cuatrimestre del año anterior. Hay que tener en cuenta que la subida del impuesto sobre la renta que aprobó el Ejecutivo de Mariano Rajoy entró en vigor en enero de 2012 y, por lo tanto, su efecto para elevar los ingresos en tasa interanual ha quedado anulado en 2013. Por otra parte, la supresión de la paga extra a los funcionarios también mermó la recaudación en 676 millones. Según los cálculos de Hacienda, las rentas brutas de las familias en el primer trimestre habrían caído un 4,2%.

Y si las familias tienen menos dinero en el bolsillo, también consumen menos. Hasta abril, la recaudación por IVAcayó un 4,7% y se situó en 19.980 millones. Sin embargo, la Agencia Tributaria pone un asterisco en esta cifra y asegura que el descenso se debe al distinto ritmo de devoluciones. En términos homogéneos, los ingresos por IVAsuben un 7,4% debido al efecto del aumento del impuesto que entró en vigor en septiembre del año anterior. Sin la subida fiscal, los ingresos por IVA descenderían. Aun así, Hacienda señala que el gasto en consumo de los hogares “parece haber moderado su caída en los tres primeros meses del año”.

Llama especialmente la atención que el impuesto sobre sociedades registre un descenso de la recaudación del 37,1% y Hacienda vuelve a indicar que con un ritmo de devoluciones homogéneas, ese dato negativo pasaría a positivo. Ello tiene lógica si se tiene en cuenta que fue en julio de 2012 cuando el Ejecutivo elevó los pagos fraccionados del impuesto y suprimió o limitó importantes deducciones. Los impuestos especiales también registran un descenso, aunque el tributo que grava los hidrocarburos aumenta un 5,7% en el primer cuatrimestre, impulsado, en parte, por la eliminación de bonificaciones en biocarburantes y gas natural.

Mientras los ingresos en su conjunto cayeron, los gastos aumentaron un 5,7%. El aumento tiene varias explicaciones. Por un lado, la partida destinada a gastos financieros no cesa de subir y alcanzó los 12.591 millones en abril, un 10,6% más. La Seguridad Social registró hasta abril un superávit de 7.275 millones, un 3% menos.

Bruselas avala hoy la senda de estabilidad

La Comisión Europea avalará hoy la senda de consolidación fiscal que el Ejecutivo de Mariano Rajoy incluyó en su Programa de Estabilidad. Bruselas ya aceptó el mes pasado –aunque no de forma oficial– que el objetivo de déficit para España este año pasase del 4,5% previsto inicialmente al 6,3%. Hoy se dará el visto bueno definitivo a esa cifra y se confirmará que España tiene de plazo hasta 2016 para rebajar su déficit al 3%.

Bruselas también publicará un dictamen sobre las medidas emprendidas por el Gobierno y todo apunta que exigirá que se aceleren las reformas estructurales. Por otra parte, la Comisión Europea suele recordar en cada informe la necesidad de que el Ejecutivo acorte la lista de productos que aplican tipos reducidos en el IVA.

El jefe del Gobierno, Mariano Rajoy, y seis de sus ministros, todos ellos del área económica, viajarán la próxima semana a Bruselas para entrevistarse con el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, y analizar la situación económica de España y de la UE. Junto a Rajoy, viajará el ministro de Economía, Luis de Guindos; el de Hacienda, Cristóbal Montoro; el de Industria, José Manuel Soria; la de Empleo, Fátima Báñez; la de Fomento, Ana Pastor; y el de Agricultura y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, informa Efe.

Más información

Archivado En

_
_