El Foco

Financiar el sector exterior

En los últimos tiempos hay un consenso generalizado de que la actividad internacional de nuestras empresas aporta un gran valor a nuestra economía, así como a las propias empresas, que dan hoy datos positivos y que deben convertirlos en estructurales como motor importante para el crecimiento económico de España.

 Si, por ejemplo, acudimos a lo reflejado por el Servicio de Estudios de La Caixa (núm. 32), nos indica que con el avance de la internacionalización se hace imprescindible valorar la evolución de las economías desde dos perspectivas relacionadas entre sí: la comparación de sus trayectorias macroeconómicas y su capacidad de competir en los mercados internacionales. La integración creciente de las economías hace más relevante el sector exterior desde una perspectiva macroeconómica, pues posee un potencial de generación de ventajas cada vez mayor. Otro informe más reciente del mismo servicio de estudios, (julio-agosto 2012 ¿Puede el motor externo, por sí solo, relanzar dicha recuperación”), concluye que si su avance es sostenido e importante, su contribución al crecimiento económico y la generación y/o mantenimiento del empleo es cierta.

La internacionalización de nuestras empresas y pymes favorece el desarrollo económico, tanto en el país de destino como en el de origen. Entre los efectos de la inversión directa en el exterior en el país de origen podemos destacar el incremento de la competitividad de las empresas inversoras (pymes y grandes empresas), consolidación de las actividades de investigación e innovación en el país de origen y fortalecimiento de la matriz en España. En definitiva, todos ellos aspectos ya recogidos desde nuestros económicos clásicos (Don Ricardo o incluso el propio Adam Smith).

Enmarcado en todo ello, es importante destacar que los próximos 23 y 24 de mayo Madrid albergará el Annual General Meeting que cada año celebra la European Development Finance Institutions, EDFI, asociación de instituciones financieras de desarrollo europeas. EDFI agrupa a quince instituciones financieras bilaterales de las principales economías europeas con esquemas de capital público-privado en su mayoría, que proveen de financiación a medio y largo plazo a proyectos del sector privado en el ámbito internacional y que supongan un avance en el desarrollo económico y social de los países. En ella, España está representada por la Compañía Española de Financiación al Desarrollo, COFIDES, teniendo este año el privilegio y reconocimiento de ejercer de anfitriones de su 21ª asamblea anual.

La internacionalización de nuestras empresas favorece el desarrollo tanto en el país de destino como de origen

Las pymes europeas con más proyección internacional alcanzan mayo crecimiento de empleo

Durante dos días, Madrid será centro de debate al más alto nivel, dentro de un importante sector como es la financiación para las empresas europeas que realizan actividad internacional. EDFI es un ejemplo de cooperación europea e integración público-privada, que pone de manifiesto que estos modelos supranacionales y con voluntad de desarrollo funcionan. Las cifras de 2012 que analizaremos sobre la actividad de EDFI nos indican que la cartera de proyectos se ha incrementado de 2002 a 2012 en un 71%, que en millones de euros supone un aumento del 171%. Estamos hablando de pasar de 2.755 a casi 5.000 proyectos y de 10.000 millones de euros a cerca de 26.000 millones de euros. Si comparamos 2011 con 2012, el incremento es del 8%. Sólo estas cifras muestran la importante labor que en el ámbito de la financiación de la internacionalización desde Europa realizan las instituciones representadas en EDFI.

Como compañía público-privada de apoyo a la financiación internacional de las empresas españolas, COFIDES siempre ha considerado imprescindible participar en los grupos de trabajo que se originan en el seno de EDFI. Fruto de ello es el papel que se ejerce dentro de ella, con unas políticas de control de riesgos, análisis y seguimiento de operaciones, estándares medioambientales y financiación común de inversiones. En este punto destacaría que en el seno de EDFI participamos en dos vehículos de inversión, cercanos en su funcionamiento al de un fondo de inversión, donde se presentan y aprueban proyectos para financiar de forma conjunta y solidaria por las 15 instituciones, como son el European Financing Partners (EFP) y el Interact Climate Change Facility (ICCF), que han dado en 2012 unas considerables cifras de apoyo, 574 y 171 millones de euros en cartera respectivamente.

Dentro de las 15 instituciones europeas, por cartera y proyectos, COFIDES se sitúa en la séptima posición, con valores muy cercanos a la sexta, siendo en este último año la tercera institución europea que mayor crecimiento ha experimentado, con una cartera total que supera los 700 millones de euros, y con capacidad aún de seguir apoyando a nuestras empresas gracias a la financiación y al apoyo de nuestros socios públicos, Ministerio de Economía y Competitividad, a través de la Secretaría de Estado de Comercio -Fondos FIEX y FONPYME- y nuestros socios privados (39%) BBVA, Santander y Sabadell.

En 2012 se han producido desembolsos por valor de 221 millones de euros, lo que ha supuesto un importante esfuerzo y record histórico para nuestra compañía, un incremento del 64% con respecto a 2011 y cerca de un 179% en comparación con el año 2009. Del total de los 227 millones de euros en formalizaciones, el 40% lo fueron en operaciones de capital frente al 21% que representaron en 2011. Además, destaca, en términos de cartera, el incremento del 63% al apoyo a la pyme con vocación internacional. Todo ello con generación de beneficios, una prudente gestión de riesgos, el incremento de recursos propios vía reservas y una clara vocación de especialización en operaciones de capital para acompañar a nuestras grandes, medias y pequeñas empresas en su actividad internacional.

Por último indicar que, como señala el informe de La Internacionalización de las pymes Europeas elaborado por la Comisión Europea en 2011, las pymes europeas con proyección internacional alcanzan tasas de mayor crecimiento de empleo que las que no lo tienen (del 16% frente al 4%). A estos datos podemos añadir los propios de COFIDES, medidos por primera vez en 2012, que ponen de manifiesto que a nivel global el 59% de las empresas apoyadas por COFIDES en ese año crearon y/o mantuvieron empleo en España, cifra que se eleva al 77% en el caso de las pymes.

Salvador Marín Hernández es Presidente y CEO de Cofides y Economista Experto en Información Financiera (ECIF-CGCEE)

 

 

Normas
Entra en El País para participar