Tiene de plazo hasta el lunes para entregar las cuentas

Los gestores de Pescanova se enfrentan a un posible concurso culpable

El los próximos días se declarará el proceso concursal.

Si se declara concurso culpable, se apartaría de la gestión a la cúpula actual.

La sociedad tiene hasta el lunes para presentar cuentas.

El presidente de Pescanova, Manuel Fernández de Sousa-Faro
El presidente de Pescanova, Manuel Fernández de Sousa-Faro EFE

En los próximos días Pescanova será declarado en concurso de acreedores por el juzgado mercantil de Pontevedra, protagonizando posiblemente la mayor suspensión de pagos de un grupo de alimentación español. Fuentes financieras estiman que la deuda de la empresa supera los 2.500 millones de euros.

La situación de la compañía, que no ha aclarado su situación patrimonial, ha despedido al auditor y debe presentar cuentas a la CNMV antes del lunes, hace posible que dicho concurso sea declarado culpable, es decir, que los gestores de la empresa sean apartados de la gestión y que se pueda actuar contra sus bienes personales para responder ante los acreedores.

P ¿Cuándo tiene que presentar las cuentas?

Pescanova no pudo presentar sus cuentas relativas al ejercicio pasado a finales de febrero después de la negativa a firmarlas por miembros de su consejo de administración, entre ellos Grupo Damm (con el 6,1% del capital). La Comisión Nacional del Mercado de Valores ha extendido en dos ocasiones el plazo dado para entregarlas. El viernes pasado el regulador del mercado español publicó en su web que otorgaba otros cinco días hábiles para ello.

La compañía presidida por Manuel Fernández Sousa recibió el requerimiento de forma oficial el martes, con lo que tiene hasta el lunes para presentar las nuevas cuentas (el sábado cuenta como día hábil).

P ¿Qué pasaría si no las entregara?

R La CNMV podría sancionar al grupo si este no presentara las cuentas. De acuerdo a la Ley del Mercado de Valores podría incluso llegar a retirar de sus cargos a los principales administradores.

P ¿Qué pueden esperar sus accionistas?

R Los principales accionistas del grupo tendrán que provisionar pérdidas. El fondo Luxempart, con una participación del 5,83% y representado por Francois Tesch, ha dado por perdida su inversión en el grupo, por lo que ha decidido provisionar 43,9 millones de euros. Grupo Damm, segundo mayor accionista de la empresa tras el presidente, Manuel Fernández Sousa (14,4%), tendrá que hacer lo mismo (todavía no ha sido cuantificado, pero el grupo controlado por la familia Carceller prevé realizar una provisión en las cuentas del primer trimestre de este año).

P ¿Podría ser declarado culpable el concurso de Pescanova?

R Sí. Aunque el grupo ha tomado la iniciativa a la hora de presentar concurso, con lo que el proceso sería declarado como voluntario (ningún acreedor ha instado el concurso, caso en el que el sería declarado como necesario), la Ley Concursal en su artículo 164.2 establece que el concurso se calificará como culpable cuando, entre otros supuestos, “el deudor legalmente obligado a la llevanza de contabilidad incumpliera sustancialmente esta obligación, llevara doble contabilidad o hubiera cometido irregularidad relevante para la comprensión de su situación patrimonial o financiera en la que llevara”.

En el caso de que el concurso fuera declarado culpable, los administradores podrían ser apartados de la gestión de la empresa y sus bienes personales embargados para responder ante los acreedores. Pescanova reconoció en un comunicado enviado a la CNMV el 12 de marzo que había “detectado discrepancias entre su contabilidad y las cifras de deuda bancaria”.

P ¿Cuál es la deuda del grupo?

R A septiembre de 2012 Pescanova informaba de una deuda de 1.522 millones de euros. Pero la banca acreedora teme que la deuda real de la empresa sea superior a los 2.500 millones.

CaixaBank, Sabadell, Novagalicia y Popular tendrían préstamos concedidos a Pescanova de más de 150 millones de euros. Entre 125 y 150 millones estarían Bankia y Deutsche Bank. Entre 100 y 125 millones, BBVA y Caixa Geral. Entre 75 y 100 millones, RBS, Commerzbank y Ceiss. Entre 50 y 75 millones de euros, Rabobank, Banesto, Banco Espirito Santo, Kutxabank, BPI, HSBC y Catalunya Banc, según fuentes financieras consultadas.

Las próximas semanas serán “decisivas”

Pescanova ha garantizado que dará “información puntual” a los trabajadores sobre su situación, y ha confirmado que las próximas semanas serán “decisivas” para el futuro de la compañía, según una carta remitida a representantes sindicales, informó Europa Press.

Esa misiva, firmada por la jefa de recursos humanos de la multinacional, Susana San Segundo, fue enviada a representantes de los trabajadores en respuesta a una petición de reunión con la dirección de Pescanova.

Los sindicatos con representación en la compañía han reclamado que los directivos se reúnan con los representantes de los trabajadores para informarles sobre la situación de Pescanova. Hasta ahora la empresa se ha limitado a pedir “tranquilidad” a su plantilla y ha subrayado que no se tomarán medidas de tipo laboral que puedan perjudicar a los trabajadores.

Sousa controló el Comité de Auditoría hasta noviembre

Manuel Fernández de Sousa controló hasta finales de noviembre del pasado año el comité de auditoría de Pescanova, incumpliendo la recomendación al respecto de gobierno corporativo que indica que debe ser un consejero independiente el que presida dicho comité.

Hasta finales de noviembre del pasado año figuraba como presidente del comité de auditoría la sociedad ICS Holdings. Esta empresa, según datos de la CNMV, vendió en octubre de 2009 el 20% de Pescanova a su matriz, Sociedad Anónima de Desarrollo y Control.

Esta última compañía, según datos del Registro Mercantil, fue constituida en 1984 y tiene su domicilio en Madrid, en el Paseo de la Castellana. Su administrador único es Manuel Fernández Sousa.

Sociedad Anónima de Desarrollo y Control, de acuerdo a las últimas cuentas depositadas en el registro, correspondientes al ejercicio cerrado en agosto de 2011, firmadas por Fernández Sousa en mayo de 2012 y entregadas al Registro Mercantil el pasado mes de febrero, tenía un patrimonio de 36,7 millones de euros. Ese ejercicio la sociedad, con tres empleados, ganó 3,5 millones. Su objeto social es el de la administración de toda clase de derechos de bienes muebles e inmuebles y la distribución de productos alimenticios.

Sociedad Anónima de Desarrollo y Control está participada por Fernando Fernández Sousa (26,7%); Manuel Fernández Sousa (12,4%); Rosario Andrade Detrell (12,45%); Intergef (25,3%); y Sociedad Gallega de Importación de Carbones (23%).

El comité de auditoría tiene entre sus funciones la del “conocimiento del proceso de información financiera y de los sistemas de control interno de la sociedad”. En el informe de Gobierno Corporativo de Pescanova correspondiente a 2011, la empresa indica que “cumple parcialmente” la recomendación respecto a la presidencia del comité de auditoría “salvo durante una parte del ejercicio 2007 en el que como consecuencia de la rotación en el cargo del presidente del comité de auditoría, este dejó de ser independiente y pasó a ser dominical”.

El 26 de noviembre de 2012 Pescanova informó a la CNMV de que nombraba como presidente del comité de auditoría a Robert Albert Williams, amigo de Sousa. Los próximos comunicados del grupo al regulador del mercado serían los relativos a su entrada en preconcurso.

Normas
Entra en El País para participar