Cae un 0,63%, a 7.798,4 puntos; la prima en 354

El paro en EE UU lleva al Ibex a mínimos de diciembre

IAG, el valor más castigado de la sesión

En la semana el selectivo se deja un 1,5%

La prima baja a los 355 puntos

Una operadora en el parqué de la Bolsa de Tokio.
Una operadora en el parqué de la Bolsa de Tokio. AP

Los inversores intentaron, sin éxito alguno, dejar atrás los números rojos. Sin embargo, las noticias que han llegado desde EE UU no han ayudado.El mercado buscaba sacudirse las pérdidas que siguieron a la intervención de Mario Draghi, pero a medida que avanzaba la sesión, las dudas han vuelto hacer acto de presencia. El Ibex concluye la jornada con un recorte del 0,63% hasta los 7.798 puntos y regresa así mínimos de diciembre. En el conjunto de la semana los recortes alcanzan el 1,53%.

IBEX 35 9.001,00 -0,56%

Como era de esperar, el dato de empleo en EE UU no ha cumplido con las expectativas. La noticia, aunque es mala, no ha soprendido ya que ayer las peticiones semanales de desempleo fueron peor de los esperado. Según lo divulgado por el Departamento de Trabajo en marzo la economía estadounidense tan solo fue capaz de generar 88.000 empleos, lejos de los 190.000 que esperaban los analistas consultados por Bloomberg.

El resto de plazas europeas las caídas también son las protagonistas estas jornadas, con la excepción de Italia que después de jornadas consecutivas de descenso los inversores han decidido dar una tregua al Mib (0,64%). Los mayores descensos han tenido lugar en el Dax (-2,03%) y el Cac (-1,68%). De hecho y según lo recogido por Cárpatos "el fuerte tirón bajista que estamos viendo en los últimos minutos viene por contagio desde el Dax alemán. El índice ya iba algo tocado por la caída de Lufthansa que como todas las compañías aéreas está muy mal por miedo a la gripe aviar en China". El castigo que han dado los inversores a las aerolíneas ha llegado a España. En concreto IAG ha cedido un 7% después de que ayer la CNMV diera su visto bueno a la mejora de la oferta de opa sobre Vueling.

No obstante, en la eurozona siguen pesando las palabras pronunciadas ayer por el presidente del BCE, Mario Draghi. Aunque el regulador mantuvo inalterada su política monetaria dejó la apuerta abierta a rebajas del precio del dinero en los próximos meses. El mercado daba por descontada esta noticia, sin embargo los inversores esperaban con gran impaciencia cualquier alusión al rescate a Chipre y los rumores que desde hacía un semanas recurrían el Viejo Continente sobre una hipotética implatación de este modelo en futuras intervenciones. El italiano se limitó a señalar que la idea de gravar los depósitos a Chipre "no fue muy inteligente" y aseguró que el rescate a la isla no es ninguna plantilla a seguir.

El mercado de deuda que ayer superó con éxito la subasta a medio plazo, empieza a relajar las tensiones y este viernes cae a los 354 puntos básicos frente a los 364 de ayer. Por su parte, el riesgo país italiano se sitúa en los 316 puntos básicos.

Las dudas generadas por los países periféricos de la eurozona se ha dejado sentir con fuerza en el euro que lo largo de la semana ha sufrido constantes fluctuaciones. Hoy al cierre se cambia a 1,30 dólares fente a los 1,281 de la semana pasada.

Normas