En EE UU ha creado 1,7 millones de empleos

Las oportunidades del gas convencional, a debate en el Instituto de la Ingeniería

Ya supone un 50% de la producción total de gas

Debate sobre el sector en España

Se trata de una fuente de energía que en EE UU ha creado 1,7 millones de empleos y ya supone un 50% de la producción total de gas

Las oportunidades del gas convencional serán debatidas el próximo lunes, a las siete de la tarde, en el Instituto de la Ingeniería de España. Expertos del sector energético analizarán las implicaciones económicas, energéticas y ambientales de una fuente de energía que en Estados Unidos ha creado 1,7 millones de empleos y ya supone un 50% de la producción total de gas. Su aprovechamiento puede reducir nuestra dependencia energética del exterior, y sus riesgos ambientales pueden combatirse con el uso de la tecnología y regulaciones racionales.

El gas será el protagonista de una mesa redonda en el Instituto de la Ingeniería de España, en el que se debatirán las posibilidades económicas de su explotación en España y en otros países, así como su capacidad para reducir nuestra factura energética. También se analizará el impacto ambiental de esta fuente de energía, y la percepción pública que de ella se tiene.

El gas no convencional no es algo nuevo, pero su aprovechamiento es casi una revolución energética, ya que amplía el mapa de los países productores.

La producción de gas no convencional en EE UU supuso más del 50% de la producción total durante 2011, de la cual el shale gas supuso el 25% del total. El boom empezó a principio de la década, y las previsiones indican que la tendencia seguirá al alza.

Estados Unidos ha pasado de ser un importador neto de gas, a prepararse para realizar exportaciones en el futuro. El coste del gas ha bajado, y se han creado 1,7 millones de empleos. Además, la explotación del gas no convencional ha dado un gran impulso a la reducción de emisiones de dióxido de carbono de EE UU.

Sin embargo, la fracturación hidráulica de las pizarras para obtener ha generado muchas reacciones negativas de los grupos ecologistas. La obtención del gas no convencional tiene ciertos riesgos para el medio ambiente, pero éstos se pueden eliminar con la tecnología, regulaciones racionales y el uso de mejoras prácticas.

Como dice la comisaria europea de acción por el clima, Connie Heddegaard: “Europa no es Dakota del Norte”, es decir, que la escala ni la forma de aprovechamiento del shale gas nunca puede ser igual en Europa que en Estados Unidos. Con todo, el gas no convencional puede ser una gran oportunidad económica y energética para España y otros países, creando puestos de trabajo, atrayendo inversiones, reduciendo nuestra dependencia energética y mejorando la competitividad de las empresas españolas.

En la jornada participarán Manuel Moreu, presidente del Instituto de la Ingeniería de España, que la presidirá e inagurará; Juan Carlos Muñoz Conde, director de Gestión Corporativa en BNK Petroleum España; Enrique Hernández Parras, director de Gessal, consultora especializada en estudios geológicos y geofísicos del subsuelo; Víctor M. Piña, country manager para España y Portugal de Weatherford, compañía de servicios petroleros; y Javier Odriozola, director técnico en ERM Iberia, consultora de sostenibilidad ambiental.

Normas
Entra en El País para participar