El Ibex gana un 3,41% y la prima cae hasta 377

Semana de alivio para las Bolsas

Aunque el final no fue del todo feliz, puede decirse que el Ibex vivió una semana muy positiva. Y es que las tres primeras jornadas estuvieron marcadas por las ganancias. La cercanía de la petición de un rescate para España y la decisión de Moody's de mantener la nota de su deuda (que se encuentra un escalón por encima de la calificación de bono basura) se convirtieron en el revulsivo perfecto.

Además, las subastas de deuda también dieron alas al optimismo. El martes, el Tesoro superó sobradamente sus objetivos de colocación de letras a 12 y 18 meses al vender 4.860 millones de euros (por encima de los 4.500 millones previstos), mientras que dos días después, el jueves, colocó 4.610 millones en bonos y obligaciones a tipos de interés inferiores.

Con este telón de fondo, y ante la poderosa capacidad de compra de deuda del Banco Central Europeo (BCE) si España solicita la ayuda, la Bolsa y la deuda se permitieron un respiro. Los números verdes se convirtieron en el denominador común y la prima de riesgo consiguió bajar de los 400 puntos básicos por primera vez desde el mes de abril.

IBEX 35 9.527,20 -0,57%

Sin embargo, la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea celebrada en Bruselas volvió a decepcionar a los mercados. Las negociaciones sobre los planes de asistencia financiera a España y Grecia provocaron un duro enfrentamiento entre François Hollande y Angela Merkel. El presidente francés exigió a la canciller alemana una solución inmediata en ambos casos para atajar de una manera definitiva la crisis de la deuda soberana de la eurozona. Este choque entre los dos líderes, unido a la falta de concreción sobre las ayudas a España y el frenazo en la creación de la supervisión bancaria única, se convirtió en caldo de cultivo para una recogida de beneficios generalizada. El viernes, el Ibex cerró con un recorte del 2,31% que no impidió que la subida semanal ascendiera al 3,41% (en línea con la registrada por el resto de las Bolsas europeas). Los 8.000 puntos, eso sí, se quedaron por el camino. El selectivo español dijo adiós en 7.913,40 puntos. La prima de riesgo, por su parte, se situó en 377 puntos básicos.

La banca, la más castigada

Sin duda, el sector bancario se convirtió en el más penalizado de la jornada del viernes. Las acciones de Bankia se desplomaron un 13,83% hasta cambiarse a 1,10 euros. Sus compañeros de sector no disfrutaron de mejor suerte. Bankinter perdió un 5,47%, Popular se dejó un 5,27% y Sabadell retrocedió un 3,86%. Los grandes bancos españoles, por su parte, se unieron a la tendencia bajista pero de manera menos agresiva. Los títulos de BBVA restaron un 3,04%, mientras que los de Santander se dejaron un 3%.

El pasado martes, la agencia de calificación Standard & Poor's rebajó el rating a 11 entidades financieras españolas, como consecuencia del recorte de la nota otorgada a la deuda soberana.