Vende el máximo previsto con firme demanda en letras a tres y seis meses

El Tesoro continúa en racha: coloca 4.000 millones aunque paga un poco más

El Tesoro Público continúa en racha. Ha vendido 4.000 millones en letras a tres y seis meses. La demanda ha ascendido a casi 9.330 millones de euros, aunque ha pagado un poco más que a finales de agosto.

Manejo de dinero
Manejo de dinero

El Tesoro ha conseguido superar la enésima prueba. Hoy ha colocado 2.583,6 millones de euros en letras a seis meses con una demanda total de 4.728 millones de euros (la ratio de cobertura ha sido de 1,83 veces) y ha vendido 1.398,6 millones en deuda a tres meses (la ratio de cobertura ha sido en este caso de 3,29 veces) con una demanda de 4.600 millones.

La demanda total ha alcanzado los 9.330 millones de euros y ha vendido 4.000 millones de euros, el máximo de la banda, que partía de 3.000 millones de euros. La mala noticia es que España se ha visto obligada a pagar ligeramente más que en la última subasta a este plazo, celebrada a finales del pasado agosto.

El día 28 de dicho mes, después de que hablara Mario Draghi y los rendimientos de la deuda a corto plazo de los países periféricos de la zona euro se hundieran con fuerza, el Tesoro vendió letras a tres meses al 0,946%, cuando hoy ha pagado de media el 1,203%; a seis meses ofreció el 2,026% frente al 2,213% de hoy.

De momento, el mercado se ha tomado la subasta por la parte negativa. La prima de riesgo española de la deuda a 10 años acelera sus repuntes. Sube 10 puntos básicos, hasta los 422, mientras el rendimiento de los bonos a dos años escala hasta el 3,1% desde el 3,04% al que cerró ayer y el de la deuda a cinco años sube hast ael 4,46% desde el 4,37%.

El programa pergeñado por Mario Draghi, aplaudido por las autoridades europeas, permite al BCE comprar de forma ilimitada bonos soberanos con vencimientos entre uno y tres años, condicionado a la previa solicitud de ayuda financiera. Esta nueva medida permitió que el Tesoro captara la semana pasada más de 9.000 millones, una cantidad muy elevada de dinero que permite al organismo afrontar con cierta tranquilidad los altos vencimientos que tiene que pagar en el mes de octubre.

En concreto, el Tesoro captó el pasado martes más de 4.500 millones en letras a 12 y 18 meses a tipos más bajos, mientras queel jueves colocó 4.800 millones en bonos a tres y diez años. Además, consiguió bajar un punto la rentabilidad del papel a más largo plazo y situarla así por debajo del 6%.

El Tesoro también ha optado hoy por sacar una cantidad elevada al mercado y espera que los títulos cosechen tanto éxito que en la última semana, ya que la prima de riesgo sigue contenida en el entorno de los 420 puntos básicos. æpermil;sta es la última emisión que celebrará el organismo en el mes de septiembre, aunque en octubre volverá a someterse al escrutinio de los mercados en cuatro ocasiones con subastas de letras, bonos y obligaciones.