Operación de 3.500 millones

Heineken alcanza un acuerdo para adquirir la productora de la cerveza Tiger

La cervecera holandesa Heineken ha alcanzado un acuerdo con la firma tailandesa Thai Beverage Public (ThaiBev) que le permitirá hacerse con el control de Asia Pacific Breweries (APB), propietaria de la popular marca de cerveza Tiger.

Heineken indicó en una comunicación conjunta difundida hoy en Amsterdam, que el acuerdo se presentará ante los accionistas en la asamblea general prevista para el próximo 28 de septiembre.

La firma holandesa controlará APB, perteneciente al conglomerado industrial de Singapur Fraser & Neave (FN), y por el 40% de sus acciones abonará 4.600 millones de dólares (3.500 millones de euros), al tiempo que se compromete a no adquirir el resto, aunque los términos precisos del acuerdo no se han dado aún a conocer.

Después de que la cervecera holandesa presentará hace unos meses esa oferta, ThaiBev y su socia TCC Assets, lanzaron a mediados de septiembre una oferta pública de adquisición del 70% de FN, que produce bebidas no alcohólicas, en un intento por dominar el mercado regional de la cerveza.

Las dos firmas tailandesas ofrecieron en ese momento 7.100 millones de dólares por el 70% de las acciones de Fraser and Neave.

ThaiBev, una de las mayores productoras de bebidas alcohólicas del sudeste de Asia, y su socia TCC Assets, están controladas por el multimillonario tailandés Charoen Sirivadhanabhakdi.

Heineken ya es propietaria del 42% de APB, que a su vez tiene 14 plantas repartidas por el sudeste de Asia, con lo que la cervecera holandesa ganará posiciones en el mercado asiático.

La firma europea compite directamente en el mercado tailandés con la cerveza Chang, que produce ThaiBev, una compañía que en 2000 estableció una sociedad mixta con Calsberg, pero que cinco años después se disolvió por incumplimiento de las obligaciones contractuales contraídas por la cervecera danesa.