El luxemburgués Yves Mersch tendrá que esperar

La Eurocámara bloquea el nombramiento en el BCE por la ausencia de mujeres

La Eurocámara ha querido dar un escarmiento al BCE. El supervisor no se ha planteado siquiera considerar a una mujer para el puesto que ha dejado vacante el español González-Páramo, así que el Parlamento europeo ha bloqueado el nombramiento.

Bandera del euro detrás de una reja
Bandera del euro detrás de una reja

La Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios de la Eurocámara ha bloqueado el nombramiento del gobernador del banco central luxemburgués, Yves Mersch, como nuevo miembro del Comité Ejecutivo del Banco Central Europeo (BCE) por la ausencia de candidatas mujeres en este y otros procesos de selección.

El bloqueo revela el hartazgo del Parlamento con un Eurogrupo que, a su juicio, desdeña sistemáticamente el equilibrio de género en el momento de los nombramientos. "Llevamos dos años pidiéndoles que tengan en cuenta la necesidad de contar con mujeres en la cúpula del BCE", señala a Cinco Días un portavoz de la Comisión de Asuntos Económicos del Parlamento. "Ni siquiera han elaborado el plan a medio plazo, que se les reclamó, para incrementar la presencia de mujeres".

En mayo expiró el mandato de Gertrude Tumpel-Gugerell , una de las dos únicas mujeres que ha ocupado un puesto en el Comité Ejecutivo del BCE desde su fundación en 1998. Desde su salida se han producido cinco vacantes en un Comité compuesto por seis miembros, pero todas han sido cubiertas con varones. En el último relevo, el del español José Manuel González-Páramo, ni siquiera figuró una mujer entre las posibles candidatas a sustituirle. La designación recayó finalmente en el luxemburgués Yves Mersch, cuyo nombramiento ha sido bloqueado hoy, si quiera de manera simbólica y temporal, por un Parlamento indignado.

Por eso, los coordinadores parlamentarios decidieron posponer la audiencia de Mersch, recomendado en julio por los ministros de Finanzas de la eurozona y de la UE como sustituto de González-Páramo. "El simbolismo y los efectos prácticos de esta ausencia no han pasado desapercibidos", ha señalado la presidenta de la Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios de la Eurocámara.