Según dos grandes periódicos franceses

Hollande prevé suavizar el impuesto del 75% a los más ricos

El Gobierno francés prevé suavizar el impuesto del 75% a los que ingresen más de un millón de euros al año, una de las propuestas estrella de su programa electoral.

Según Le Figaro y Les Echos, en el proyecto de ley de presupuestos que prepara el Gobierno, la tasa especial para los ricos afectará solo a un millar de personas en todo el país.

Ello se debe a que se referirá exclusivamente a las personas que ganen más de un millón de euros por sus actividades y no por los beneficios obtenidos por su capital, como la venta de una empresa o de paquetes accionariales.

Además, para una persona casada, la tasa de imposición se aplicará a partir de ganancias de dos millones de euros al año.

Según Le Figaro, la medida afectará "únicamente a los dirigentes de las grandes empresas".

Le Echos añade que también puede aplicarse a algunos operadores de Bolsa, pero, en total, afectará a "un millar de hogares".

También quedarán excluidos del nuevo impuesto los artistas o deportistas, al considerarse que sus ingresos son "aleatorios".

Según el diario económico, de los 10.000 hogares que en Francia ganan más de dos millones de euros, los salarios representan en torno a un quinto de sus ingresos, mientras que el resto son plusvalías mobiliarias u otras ganancias de capital, que estarían excluidas del impuesto.

El anuncio de la tasa del 75% a los que ganen más de un millón de euros al año fue una de las promesas de la campaña de Hollande en las pasadas presidenciales y se convirtió en un símbolo de su política de tasación de los más ricos.

Hollande desveló la medida en febrero en la televisión en un momento en el que los sondeos le auguraban una caída de intención de voto frente al presidente saliente, Nicolas Sarkozy.

Desde el Elíseo se insiste en que Hollande siempre ha señalado que ese impuesto tenía un carácter más simbólico que retributivo y que pese a las reformas que pueda sufrir -que afirman que todavía no se han concretado- seguirá afectando a los más ricos.