Energía
Molde de una de las palas del nuevo aerogenerador de Siemens
Molde de una de las palas del nuevo aerogenerador de Siemens

La guerra industrial por los gigantes marinos

Siemens crea un prototipo de aerogenerador de seis megavatios para competir con el de Alstom presentado en marzo.

Siemens ha dado un paso adelante en su apuesta por la energía eólica marina (offshore) con la fabricación de un prototipo de 6 MW de potencia y de palas de rotor de 150 metros de diámetro. La nueva máquina de Siemens se suma a Alstom con su prototipo de aerogenerador marino igualmente de 6 MW y 150 metros de diámetro, concebido en su sede central de Barcelona y presentado en marzo de este año.

Es parte de la pelea de los constructores por desarrollar aerogeneradores más grandes y potentes. Fuentes de Gamesa explican que están desarrollando uno, también marino, con una potencia de 5 MW y con un rotor de 128 metros de diámetro. No obstante la empresa española ya está trabajando en un aerogenerador superior, de 7 MW en el nuevo centro de I+D que se ha puesto en marcha en Glasgow (Escocia). Por su parte, Vestas no respondió a este periódico. Por otro lado, Gamesa destaca que está desarrollando un aerogenerador de tierra (onshore) el G128 de 4,5 MW, que en la actualidad, "es el más potente del mercado eólico onshore".

A pesar de su potencia, la plataforma eólico-marina de Siemens es la máquina más ligera en su clase con un peso aproximadamente de 350 toneladas. Tiene un área de barrido de 18.600 metros cuadrados, el equivalente a casi dos campos y medio de fútbol.

SIEMENS 95,000 0,160%

Las fabricantes resaltan que las instalaciones eólicas en el mar tienen menos impacto en el entorno y permiten maximizar la producción de energía, ya que las condiciones de viento son más estables que las de los parques eólicos convencionales.

Siemens instalará un número de preseries de turbinas eólicas de 6 MW a lo largo de 2012 y 2013. Varios prototipos de los nuevos aerogeneradores se colocarán este verano en la Estación de Pruebas þsterild (Dinamarca) para ser testados en condiciones naturales.

Además de las pruebas del prototipo, Siemens controla cada componente de la turbina mediante el test HALT que simula 25 años de funcionamiento en las condiciones extremas del mar. La producción en serie está planificada para 2014.

Sus creadores esperan que se consolide como el nuevo estándar para los proyectos de energía eólica marina en todo el mundo, reduciendo el coste de la generación de esta energía limpia.

Desde 1991 Siemens ha instalado más de 700 turbinas eólicas offshore con una potencia combinada de más de 2.000 megavatios en aguas europeas.