La estadounidense asumirá un 51% del capital

China pone condiciones a Walmart para controlar un popular portal de compras

La multinacional estadounidense de grandes superficies comerciales Walmart podrá controlar con un 51% uno de los portales de comercio electrónico más populares de China, Yihaodian (La Tienda Número Uno), pero Pekín le pondrá condiciones para evitar una situación de monopolio.

Según recoge hoy el diario oficial Shanghai Daily, que el portal pase a manos de Walmart "podría tener un efecto de exclusión o impedimento de la competencia en el mercado de servicios de telecomunicaciones de valor añadido en China", por lo que la compra, anunciada en febrero, deberá ser sometida a restricciones.

De esta manera, a Walmart se le permite aumentar su actual participación de un 17,7% en Yihaodian hasta un 51,3%, pero sólo de forma indirecta, a través de una tercera empresa intermedia, propiedad de la multinacional, que será la que tenga el control formal sobre el portal chino.

Además Walmart no podrá controlar la parte del negocio de Yihaodian que no es de compras por internet, sino de oferta de distintos servicios de valor añadido, un negocio distinto a la venta de productos, en el que China sólo permite la participación extranjera en una empresa hasta un máximo de un 50%.

Por eso Walmart sólo podrá controlar las operaciones de Yihaodian en compras por internet y verá prohibido el uso de la plataforma del portal chino para comercializar servicios de terceros, como solía hacer el portal hasta ahora. Eso parece indicar que en la práctica Yihaodian deberá limitarse sólo al comercio en línea.

Con todo, la firma china aclaró mediante un comunicado que la toma de su control por parte de Walmart aún necesita más aprobaciones de permisos oficiales para hacerse posible.

"Yihaodian respecta completamente la decisión del Ministerio de Comercio", señaló la firma, creada en Shanghái en 2008, que aseguró que ofrecerá un servicio más valioso a los consumidores "a medida que nuestra alianza con Walmart se profundice".

La prudencia de Pekín en el caso se debe sobre todo a la posición de Walmart como una de las principales firmas de distribución, tanto en China como en el mercado internacional.

Si China le permite convertirse en una empresa dominante también en el mercado en línea del país, tendría una posición demasiado influyente, tanto en línea como en sus tiendas físicas, para ahogar a posibles competidores e imponer sus precios en ambos mercados, en una situación cercana al monopolio de facto del sector.

Yihaodian tiene uno de los portales más populares del país para la compra por internet de alimentos, cosméticos y electrónica, y cuenta con más de 18 millones de usuarios registrados (en cifras de mayo de 2011).

Con centros logísticos en Pekín (noreste), Shanghái (este), Cantón (sureste), Wuhan y Chengdu (centro), Yihaodian puede enviar sus productos a 34 de las principales grandes urbes del país.

Por su parte, Walmart cuenta en China con más de 370 establecimientos en 140 ciudades chinas.

Las compras por internet en China, donde hay al menos 210 millones de compradores habituales en línea, alcanzaron los 268.400 millones de yuanes (34.230 millones de euros, 42.188 millones de dólares) sólo en el segundo trimestre de 2012, un 51,6% más interanual, según la firma de estudios del sector iResearch.