El PSOE apenas remonta

El PP pierde otros cuatro puntos en intención de voto

El PP pierde otros cuatro puntos en estimación de votos, hasta el 36,6%, según el último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), mientras el PSOE apenas remonta tres décimas desde el último sondeo. Este estudio, correspondiente al mes de julio y difundido este lunes, refleja que el PP tendría una estimación de voto del 36,6%, cuatro puntos menos que en el barómetro de abril y ocho menos que en las últimas elecciones generales, en las que obtuvo el 44,6% de los votos. El PSOE obtiene un 29,9% de los votos, apenas tres décimas más que en abril y poco más de un punto más que el 28,7% que consiguió en las elecciones.

El PP ha perdido cuatro puntos de estimación de voto en julio, según el Barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) realizada antes de que el presidente Mariano Rajoy anunciara en el Congreso el último paquete de medidas de recorte. El PSOE, por contra no aprovecha esa caída y apenas sube tres décimas.

En concreto, el CIS otorgaba en julio una estimación de voto del 36,6%, cuatro puntos por debajo de lo marcado en la última encuesta y ocho puntos por debajo del 44,6% logrado en las elecciones de noviembre. El PSOE, por su parte, registra un 29,9%, sólo tres décimas por encima de la estimación de voto de abril y apenas un punto por encima del 28,7% que llevó a los socialistas a su peor resultado electoral.

El PP obtuvo en las elecciones generales el 44,6% de los votos y desde entonces el CIS ha reflejado una tendencia descendente. El PSOE obtuvo en esos comicios el 28,7% de los votos y apenas ha recuperado poco más de un punto desde entonces, con un 29,9% en estimación de voto en este último barómetro.

El desgaste del PP lo aprovechan otras formaciones políticas, como Izquierda Unida, que obtuvo en las elecciones el 6,9% de los votos y llega ahora al 8,6%. También es el caso de UPyD, que obtuvo el 4,6% y sigue creciendo hasta el 6,6%. CiU se recupera del descenso que reflejaban los anteriores barómetros y se queda en un 4%, rozando el 4,1% que obtuvo en las elecciones. Amaiur sigue también en valores similares, con un 1,2%, y el PNV recupera algo hasta el 1,5%. ERC sube ligeramente desde el 1% logrado en las elecciones al 1,3% que refleja el CIS, el BNG obtendría el 0,7% de los votos, igual que Coalición Canaria, Compromís-Equo se quedaría con el 0,8%, Foro Asturias con el 0,4%, y Geroa Bai con el 0,1%. El 56,1% cree que la gestión del Gobierno es mala o muy mala, frente a un 28,8% que la considera regular y un 11,7% que cree que es buena.

Entre los líderes políticos, el presidente Mariano Rajoy es el peor valorado, con una nota de 3,33. El líder de la oposición, Alfredo Pérez Rubalcaba, recibe por su parte un 3,80, por un 3,77 de Cayo Lara. Rosa Díez es la mejor valorada, aunque tampoco pasa del suspenso: 4,36%. El ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, y la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, son los ministros más valorados por la opinión pública, aunque ninguno de los dos obtiene un aprobado. El CIS les da una nota de 3,94 y un 3,78 sobre diez y que constata un desgaste de estos ministros respecto al estudio realizado en abril, en el que obtuvieron una nota de 4,31 y 4,22 respectivamente.

Desconfianza

El pesimismo de los españoles ante la crisis aumentó en julio y cuatro de cada diez considera que la situación económica va a empeorar. Según esta encuesta, el paro sigue siendo el principal problema para los españoles, citado por el 78,6 %, seguido de los problemas de índole económica para el 46,5%, mientras que la clase política sigue como tercer problema, y aumenta el número de ciudadanos que la mencionan, hasta el 25,4%.

Para una amplia mayoría (el 89,4%), la situación económica del país es "mala" o "muy mala" y sólo el 0,6% la considera "buena", mientras que el 40,5% augura que empeorará, frente a sólo un 18,2% que espera que mejore y un 30,2% que estima que no cambiará.