El índice general acaba con tres jornadas de descensos

El Dow Jones salva el verde pero el S&P cae a última hora

Wall Street cerró hoy sin una tendencia clara presionado por el marcado descenso de Apple, aunque el Dow Jones de Industriales, su principal indicador, logró subir el 0,47% gracias a los resultados de Caterpillar y Boeing.

Según datos provisionales al cierre de la sesión, ese índice sumó 58,73 puntos para acabar en las 12.676,05 unidades, mientras que el selectivo S&P 500 perdió un marginal 0,03% y el índice compuesto del mercado Nasdaq bajó el 0,31%.

Wall Street moderó el rumbo alcista a la media sesión tras conocerse los datos sobre las ventas de casas nuevas en EE UU. Las cifras que se arrojaban no eran todo lo buenas que se esperaba, ya que en junio la venta de viviendas nuevas ha caído un 8,4% a una tasa anual de 350.000 y se sitúan en su nivel más bajo en cinco meses. Los precios de las casas también experimentaron una caída a niveles de enero de 2012

Pese a estos resultado, el parqué neoyorquino permanece en verde. A la media sesión, el Dow Jones gana el 0,33% con 12.659 puntos, el S&P%500 avnaza un 0,30% situándose con 1.342 puntos y el tecnológico Nasdaq se apunta un rebote y suma un 0,21% con 2.869 puntos.

El ánimo comprador se hace con los inversores neoyorquinos gracias a algunos resultados empresariales como los de la compañía de telecomunicaciones AT&T que sube un 2,31%, el gigante aeronáutico Boeing que gana un 2,15% y a la fabricante de equipos de telecomunicaciones Cisco Sistems que avanza un 2,01%.

Entre los valores que están lastrando el Dow Jones se encuentra el fabricante de maquinaria pesada Caterpillar, que ha pasado de subir un 2,41% al inicio de sesión a perder un 0,32%. La firma, cuyas cuentas se utilizan como un 'termómetro' para medir la actividad industrial, ha informado de que en el segundo trimestre de 2012 ganó 1.699 millones de dólares, el 67% más interanual, lo que ha atribuido a un aumento de las ventas de equipos para minas y construcción.

Destacan dentro del Dow Jones las pérdidas de la farmaceútica Pfizer, que cede un 0,56%; la petrolera Chevron que baja un 0,55% y la compañía informática Microsoft que se deja un 0,45%.

Fuera de ese índice también eran bienvenidos los resultados del fabricante de refrescos PepsiCo que sube un 1,99%, el portal de internet AOL que avanza un 6,07% y las aerolíneas Delta que suma un 2,04% , mientras que tenían peor recibimiento las de ConocoPhillips que cede un 2,96% y las de Netflix, que se desplomaba el 25,92%.

Esa tanda de resultados consigue dejar en un segundo plano las preocupaciones relativas a la crisis de deuda europea un día después de que la agencia de calificación Moody's haya puesto en perspectiva negativa para una posible rebaja la máxima calificación que otorga al Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF).

En otros mercados, el petróleo de Texas bajaba a 87,89 dólares por barril, el oro ascendía a 1.609,6 dólares la onza, el dólar perdía terreno ante al euro (se cambiaba por 1,2140 dólares) y la rentabilidad de la deuda pública estadounidense a diez años progresaba al 1,41%.