Cierre de sesión

Cierre mixto en Wall Street pese al ISM manufacturero

Wall Street, que ha protagonizado una jornada de números rojos lastrado por el deterioro de la actividad económica de Estados Unidos, ha conseguido cerrar con tono mixto. El Dow Jones ha retrocedido un leve 0,07%, el S&P 500 ha sumado un 0,25% y el tecnológico Nasdaq ha ganado un 0,55%.

Señal de Wall Street
Señal de Wall Street

La caída de los pedidos de fábrica registrada en el ISM de junio ha marcado el signo durante toda la jornada. El indicador macroeconómico se situó el mes pasado en 49,7%, por debajo del 50% por primera vez desde abril de 2009 y que ha servido para mostrar el deterioro de la actividad de la economía estadounidense en un momento en el que el consenso del mercado esperaba que el indicador se situara en 52%, por debajo del 53,5 que obtuvo en mayo. Sin embargo, la Bolsa de Nueva York ha conseguido cerrar con todo mixto. El Dow Jones ha cedido un 0,07% hasta situarse en 12.871 puntos, mientras que el S&P 500 ha ganado un 0,25% hasta los 1.365. Por su parte el tecnológico Nasdaq ha subido un 0,55% y ha dicho adiós en los 2.951 puntos.

En el plano empresarial, Dell ha dado a conocer la adquisición de Quest Software por 2.400 millones de dólares en efectivo en un esfuerzo para expandir su negocio de software y reducir su dependencia del mercado de ordenadores personales.

El protagonista de la jornada ha sido la cadena de grandes superficies Walmart, que ha protagonizado la ceremonia de apertura en Wall Street con motivo del cincuenta aniversario de la inauguración de su primer establecimiento en Arkansas. Al cierre, las acciones de la compañía han retrocedido un 0,53%.

Las pérdidas en el Dow Jones han estado lideradas por la química DuPont que se ha dejado un 2,25%, General Electric (-1,68%) y Bank of America (-1,59%). En el lado opuesto ha destacado el banco JPMorgan, que ha sumado un 1,54%, la operadora AT&T, que se ha revalorizado un 1,51%, y American Express, que ha avanzado un 1,44%.

En cuanto al mercado del Nasdaq hay que destacar el avance del gigante Apple, que se ha apuntado un 1,46% tras conocer que ha acordado pagar 60 millones de dólares a su rival chino Proview para poner fin a la larga disputa entre ambas por el derecho a utilizar la marca 'iPad' en la potencia asiática.