Reconoce que el Ejecutivo pondrá en marcha un nuevo plan de proveedores

Beteta asume que "no será fácil" que las regiones cumplan con el 1,5% de déficit

El Gobierno empieza a asumir que el Plan de Estabilidad Presupuestaria tiene vías de agua. Antonio Beteta, secretario de Estado de Administraciones Públicas, reconoció ayer en Bilbao que "no será fácil" que las comunidades autónomas cumplan con el objetivo del 1,5% de déficit y afirmó que "ojalá no sea necesaria una intervención de alguna institución pública".

Beteta asume que "no será fácil" que las regiones cumplan con el 1,5 de déficit
Beteta asume que "no será fácil" que las regiones cumplan con el 1,5 de déficit

Antonio Beteta se aplicó ayer para recordar a las instituciones públicas que la Administración del Estado estará vigilante con el objetivo de que se cumplan los parámetros marcados en la política de estabilidad presupuestaria. Los que hagan bien los deberes tendrán su apoyo. El resto, es decir, los que no apliquen las "obligaciones severas" fijadas en su ideario y en la Unión Europea, podrán estar sujetos a la intervención.

El secretario de Estado Administraciones Públicas, no obstante, abrió a las comunidades autónomas y los proveedores la válvula del oxígeno. En una jornada organizada por la Fundación Popular de Estudios Vascos, vinculada al PP de Euskadi, Beteta reconoció la puesta en marcha de un segundo plan de proveedores, tal y como adelantó CincoDías, para que empresas y autónomos pueden cobrar las deudas contraídas por los diferentes Gobiernos autónomos y locales.

Antes de esta segunda fase, ya a finales de este mes las regiones comenzarán a abonar los más de 17.700 millones de euros que adeudan a sus suministradores en más de 3,8 millones de facturas. A esta operación se han adherido un total de 14 autonomías, todas menos el País Vasco, Navarra y Galicia. En la segunda fase, la operación se abrirá a nuevas incorporaciones.

Por lo que se refiere a los ayuntamientos españoles, se han abonado ya 1,7 millones de facturas de más de 100.000 proveedores que tenían pendientes cobros "algunos de ellos en pesetas", de 3.774 corporaciones locales. Esta estrategia de apoyo ha permitido pagos por un importe 9.263 millones.

Además de este plan de pago de facturas atrasadas, Beteta recordó que a partir de ahora las empresas y autónomos solo tributarán por el IVA generado en sus operaciones con las administraciones cuando cobren la factura.

Central de compras

Beteta desveló, sin adelantar detalles, que el Ejecutivo tiene ya un modelo en materia sanitaria que "a través de una política de coordinación" permitirá conseguir sensibles ahorros "sin que los ciudadanos se vean perjudicados en ninguno de sus derechos". Fuentes consultadas aseguran que el modelo, a presentar en una próxima conferencia sectorial, incluye la creación de una central de compras en la que participarían todas las comunidades autónomas. La dificultad para financiarse que tienen algunas autonomías también fue abordada por Beteta. En este sentido, señaló que el instrumento para que pueden conseguir recursos con carácter anual "está cerrado". También, avanzó que antes de un mes está fórmula, conocida como "hispabonos", será aprobada tanto por el Gobierno español, como por las autoridades comunitarias.

Para acogerse a esta estructura "que no será gratis", las comunidades, además de solicitar su adhesión, deberán cumplir con todos los parámetros marcados en las medidas de estabilidad presupuestaria, incluidas las que hacen referencia a la reforma de la Sanidad y de la Educación. Esta última exigencia hace referencia al Gobierno vasco que ya ha anunciado que no aplicará recortes en materia sanitaria. Euskadi, según este criterio, deberá financiarse sola en el mercado, si no cambia su política.

Los pagos

Municipios: en la primera fase del plan de apoyo a los proveedores, un total de 3.774 ayuntamientos españoles han abonado 1,7 millones de facturas pendientes por una cuantía de 9.263 millones. Se han beneficiado más de 100.000 personas físicas y jurídicas

Regiones: antes de final de mes, proveedores de las comunidades autónomas podrán cobrar pagos pendientes por valor de 17.700 millones. A este esquema se han sumado 14 de las 17 comunidades.

Defensa del Concierto Económico

El debate sobre una posible armonización fiscal en Europa no deberá afectar al Concierto Económico, el sistema que regula las relaciones tributarias entre las tres haciendas forales del País Vasco (Álava, Guipúzcoa y Vizcaya), según Antonio Beteta. "Si alguien ve en la foralidad vasca un privilegio se está equivocando", sentenció.

Con esta idea, el secretario de Estado de Administraciones Públicas añadió que "desde España habrá una voz que defienda esa peculiaridad del sistema del Concierto Económico vasco". A su juicio, estas relaciones de "coordinación" entre el Estado y las Haciendas forales "funciona", aunque reconoció que hay diferencias de criterios en algunos capítulos. Así, por ejemplo, no se ha conseguido cerrar "por una mala redacción" un acuerdo por el Cupo al Estado. Este epígrafe incluye los pagos que deben realizar las Haciendas vascas por materias como el Ejército, Aduanas, Asuntos Exteriores y Fuerzas de Seguridad, fundamentalmente, y que no están sujetas a transferencias. Hasta ahora todos los años a la hora de las liquidaciones siempre se han producido desencuentros.

Beteta reconoció que las negociaciones para una posible modificación del Concierto están paradas, una situación de la que desvinculó al Ejecutivo del PP. No obstante, quiso dejar claro que el Ejecutivo presidido por Mariano Rajoy defenderá este sistema de relaciones tributarias.