Sigue la estela de la bajada de la nota del Reino de España

Fitch rebaja la calificación de 18 entidades financieras españolas

La agencia de calificación Fitch Ratings ha rebajado la nota de 18 entidades financieras. Una decisión que se produce después de la bajada de la solvencia al Reino de España. Ayer Fitch también rebajó la nota a Santander y BBVA.

Las consecuencias a la bajada de la nota de la deuda del Reino de España que Fitch realizó la pasada semana continúan. Si ayer la firma de calificación de riesgos rebajó la solvencia a Santander y BBVA dos escalones, además de a Mapfre, hoy es el turno del resto de entidades del sistema financiero español.

La agencia de calificación ha rebajado la deuda a largo plazo de 18 entidades financieras y la deuda a corto plazo de 15 de ellas. Esta nueva bajada deja a la misma altura la solvencia de España que entidades que tenían una calificación por encima del BBB que fijó la agencia para la deuda del Reino de España la pasada semana tras rebajarle tres escalones.

Fitch tiene en cuenta además las necesidades de capital que podría tener el sector financiero español para cumplir con los nuevos requisitos de capital, que se situarían entre 50.000 y 60.000 millones de euros y un máximo de 100.000 millones de euros en el peor escenario posible. Una cifra que se sitúa en línea con la petición que el pasado sábado realizó el Gobierno español a la UE para ayudar al sector financiero.

La entidad más castigada por esta nueva revisión de Fitch es Unicaja, cuya solvencia baja tres escalones, desde A- a BBB. Entre las entidades que ven su deuda rebajada dos escalones se sitúan Caixabank y La Caixa, que pasan de A- a BBB, dos escalones por encima de la categoría de bono basura. Pero, mantiene la solvencia de Banca Cívica en BBB.

Dos escalones baja también la solvencia de Kutxabank, de A- hasta BBB, al igual que Liberbank, que pasa de BBB+ a BBB-, o Grupo Cooperativo Cajamar, Cajamar Caja Rural, Caja Rural de Navarra o Cajasur.

La nota de Bankia la baja un escalón, de BBB+ a BBB con perspectiva negativa, mientras que deja sin cambios la solvencia de BFA, en BB, nota calificada ya de bono basura.

También rebaja de un escalón para Banco Popular. de BBB a BBB- con perspectiva negativa, al igual que a Sabadell o Banco Guipuzcoano, Banco Cooperativo Español, Banco Mare Nostrum (BMN) o la Confederación Española de Cajas de Ahorros (CECA), que pasa de BBB+ a BBB.

En la nota de Fitch se deja constancia de la elevada exposición de Banco Mare Nostrum y Liberbank al sector inmobiliario.