Fija un recorte del 10% de los ingresos de los tripulantes de la matriz

El laudo dicta que Express es legal y la tripularán los pilotos de Iberia

Express es legal y su dirección tendrá total autonomía de gestión. Sin embargo, sus pilotos serán los del escalafón de Iberia y segundos de nuevo ingreso. El colectivo de 1.400 tripulantes de la matriz sufren un recorte de sus ingresos del 10%. Estas son las principales decisiones del laudo dictado el viernes por Jaime Montalvo que estará en vigor hasta diciembre de 2014.

El catedrático Jaime Montalvo, árbitro del conflicto de Iberia por la creación de la low cost
El catedrático Jaime Montalvo, árbitro del conflicto de Iberia por la creación de la low cost

Jaime Montalvo, el árbitro designado para resolver el conflicto entre Iberia y el Sepla, comunicó el viernes a las partes el contenido de su laudo, y después explicó sus detalles a los medios de comunicación durante más de dos horas. Siguiendo el guion del propio texto de la resolución, el árbitro detalló las principales decisiones de cumplimiento obligatorio que dan contenido al laudo.

La idea inicial coincide con la que ha mantenido la dirección de la compañía aérea desde el comienzo del conflicto. Montalvo considera que la filial de bajo coste para el corto y medio radio Iberia Express, que inició su actividad el 25 de marzo, "es completamente legal". Y va más allá, al señalar que su dirección tiene total autonomía de gestión lo que le permitirá establecer las condiciones de trabajo de sus tripulaciones. Tales condiciones, explica el árbitro, tienen que ser competitivas con los rivales del segmento en el que se moverá Express, esto es, las low cost.

Montalvo, en su segundo elemento argumental, se alinea con las posiciones mantenidas por el Sepla. Así, indica que los aviones de Express deben ser tripulados por los pilotos del escalafón de Iberia. Los tripulantes contratados en los últimos meses al margen de la estructura de la matriz tendrán opción de incorporarse en los últimos puestos de dicho escalafón.

Como tercer elemento argumental, Montalvo describió las condiciones excepcionalmente difíciles en las que se desenvuelve la economía nacional y, en particular, el transporte aéreo. Ello obliga a los tripulantes de la matriz a hacer un "esfuerzo extraordinario de solidaridad". En este sentido, los pilotos deberán aceptar una rebaja en sus ingresos que evaluó en un 10%. Esta rebaja se conseguirá con la congelación de sus salarios y de otros beneficios laborales como su antigüedad, la aportaciones al fondo de pensiones y una buena parte de los complementos de que disfrutan, "que, en algunos casos, se reducen de manera drástica o desaparecen".

Jaime Montalvo indicó que la retribución de los comandantes de la matriz oscilan entre 210.000 y 270.000 euros anuales, por lo que la rebaja del 10% por la vía de la congelación de ingresos y reducción de beneficios "supondrá unos importantes ahorros para la compañía".

El laudo sustituye al actual convenio y se mantendrá en vigor hasta el 31 de diciembre de 2014. Al objeto de evitar nuevas disputas y para poder resolver por la vía pacífica los contenciones que se planteen en los próximos dos años, Montalvo ha planteado una fórmula de solución pacífica del complemento a través de la creación de una comisión tripartita. En ella estarán los pilotos, la empresa y se aceptará la figura de un árbitro que tendrá capacidad de decisión en el caso de que no se alcancen acuerdos de manera negociada.

El laudo arbitral acaba con recomendaciones para instar el entendimiento y la buena voluntad entre la partes. Señala que tras un periodo prolongado de anormalidad y conflicto, se han producido situaciones que han provocado despidos. Montalvo considera "reprobable" la actitud de los pilotos que han cometido faltas. Sin embargo, "suplica" a la dirección de la empresa "que haga una valoración atenuada de los comportamientos, y rebaje en un grado las sanciones a los trabajadores".

En la dirección opuesta, el árbitro pide al sindicato de pilotos que "decida de manera voluntaria renunciar a la huelga durante el periodo de vigencia del laudo.

Contratos

Montalvo asegura que los pilotos contratados por Express ganarán entre 30.000 y 40.000 euros. Pertenecerán al mismo escalafón que los de Iberia a efectos de carrera, pero contarán con salarios muy diferentes, un régimen organizativo distinto y su actividad será como en las low cost.

Fomento aplaude a Montalvo

El Gobierno destacó el viernes la colaboración prestada por Iberia y el sindicato de pilotos Sepla y la labor del catedrático Jaime Montalvo en la resolución de un conflicto "que estaba generando graves problemas a la economía y el interés general". Tras conocerse el laudo dictado por Montalvo, que fue designado árbitro el 29 de abril, el Ministerio de Fomento remitió una nota en la que resaltó el papel que este ha desempeñado "de manera desinteresada y con enorme responsabilidad y dedicación".

Tras el anuncio del Gobierno sobre el arbitraje, el Sepla desconvocó los paros que tenían previsto llevar a cabo todos los lunes y los viernes hasta el 20 de julio. Cuando se cumplía el primer plazo con el que contaba inicialmente Montalvo, este solicitó, el pasado 8 de mayo, una prórroga de 10 días para emitir su fallo.

Iberia, por su parte, valoró que el laudo haya reconocido la legalidad de la filial de bajo coste, Iberia Express. Fuentes de la compañía, dijeron que se están analizando en profundidad los detalles del laudo para conocer todas sus repercusiones.

Fuentes del Sepla reconocieron que el contendido del laudo es complejo y que han decidido analizarlo también en detalle antes de realizar ningún tipo de valoración. No obstante, aseguraron que respetarán su contenido, a la vez que agradecieron el trabajo, la dedicación y la imparcialidad del árbitro.