Presión para el precio del barril

La AIE alerta de la caída global de reservas de petróleo

La Agencia Internacional de la Energía (AIE) advierte que las reservas disponibles de crudo "están muy bajas, particularmente en Europa y el área del Pacífico". La agencia reconoce que este descenso de los inventarios es un factor de tensión en el mercado, que puede presionar al alza los precios.

El barril de crudo Brent, el que se usa de referencia en Europa, ha subido un 17,3% desde diciembre y ha vuelto a situarse cerca de máximos anuales, al rebasar los 126 dólares por barril. El conflicto político por el programa nuclear de Irán y la amenaza de un conflicto militar con Israel constituyen el elemento geopolítico que explica la subida. Pero la Agencia Internacional de la Energía (AIE) advierte de otro asunto mucho más tangible que factores psicológicos: la caída global de los inventarios de crudo. La agencia avisa de que la situación está "muy tensa" y avisa de "sobresaltos" en el mercado para los próximos meses.

El volumen de reservas industriales de los países de la OCDE es de 2.614 millones de barriles, de acuerdo con el informe mensual que la AIE ha publicado hoy. Esta cifra implica que, por séptimo mes consecutivo, las reservas industriales de petróleo están por debajo del promedio de los últimos cinco años. La AIE constata además que los datos preliminares de febrero apuntan a una nueva reducción de inventarios. El ratio de cobertura de estos inventarios es de 58 días de demanda normal.

La explicación a esta tendencia no está en un repunte del consumo, que permanece débil, sino en fallos en el lado del suministro. En concreto, la producción ajena a la OPEP se ha reducido en 750.000 barriles diarios en el comienzo del año, siguiendo a un 2011 que también fue decepcionante en términos de producción. Esto deja la estabilidad del mercado mundial en manos de la OPEP o, lo que es lo mismo, en manos de Arabia Saudí. Este país está produciendo al nivel más elevado de los últimos 30 años, con un ritmo de bombeo de 10 millones de barriles diarios.

El excedente de capacidad de producción de la OPEP (el petróleo que no se produce y podría bombearse en menos de tres meses en caso de necesidad) es de 3,2 millones de barriles diarios, de los que dos tercios se concentran en Arabia Saudí. La AIE recuerda que la última vez que el excedente de capacidad se inclinó hacia la parte baja de los tres millones de barriles diarios, los precios globales del petróleo emprendieron una senda decidida al alza.