Cierre de sesión

Wall Street deja en segundo plano las preocupaciones por Grecia

El Dow Jones regresa a los números rojos con los que inició la jornada y baja el 0.01% para situarse en los 12.981 puntos. Otra vez se queda a las puertas de los 13.000, un nivel sobre el que no cierra desde mayo de 2008.

Letrero de Wall Street
Letrero de Wall Street

El Dow Jones, índice de referencia del parqué neoyorquino, regresa a los números rojos con los que inició la jornada y baja el 0,01% para situarse en los 12.981 puntos. De nuevo, se queda a las puertas de los 13.000, un nivel con el que ha estado flirteando durante días pero sobre el que no cierra desde mayo de 2008.

Los otros dos principales indicadores de Wall Street sí consiguen deshacerse de las pérdidas, de forma que el selectivo S&P 500 sube el 0,14% hasta 1.367 y el índice compuesto del mercado Nasdaq otro 0,08% hasta las 2.966 unidades.

Los inversores neoyorquinos se decantan así por las compras después de que se conociera que la venta de casas pendientes en Estados Unidos subió en enero hasta su punto más alto en dos años. La noticia conseguía dejar en un segundo plano las preocupaciones que habían marcado el arranque de esta sesión, en concreto las que generaban las exigencias del G-20 para que Europa aumente los fondos de sus sistemas de rescate frente a la crisis de deuda.

Wall Street ha amanecido pendiente también de la votación a la que era sometido el segundo rescate a Grecia en los parlamentos de varios países de la zona euro, entre ellos Alemania, que finalmente ha dado luz verde a su contribución al plan, aunque la propia canciller, Angela Merkel, ha reconocido que puede que no sea la solución definitiva.

Empresas

Más de dos tercios de los componentes del Dow Jones se colocan en terreno positivo, encabezados por la financiera American Express (1,73%), la tecnológica Intel (1,62%), el banco JPMorgan Chase (1,38%) y el grupo Walt Disney (1,45%), mientras que el lado negativo de ese índice lo capitanea el grupo informático Hewlett-Packard (-0,98%).

Fuera de ese índice sorprende el fuerte avance del 11,67% de la energética Cheniere, que esta jornada ha anunciado un acuerdo para que el grupo Blackstone (-1,56%) invierta 2.000 millones de dólares en uno de sus proyectos para exportar combustible desde su planta de gas natural licuado en el Golfo de México.

Además, las acciones del gigante tecnológico Apple tocan un nuevo máximo histórico en bolsa al alcanzar los 526,32 dólares, tan solo dos semanas después de haber superado por primera vez la cota de los 500 dólares, con lo que su capitalización bursátil llega a superar los 490.000 millones. La compañía de la manzana se convierte así en la más valiosa del mundo.

Por otra parte, la gasística El Paso sube el 1,47% después de que el viernes acordase vender a un consorcio de firmas de capital de riesgo liderado por Apollo Global (-0,92%) su negocio de exploración y producción de gas por 7.150 millones de dólares.

Las acciones de clase A del grupo Berkshire Hathaway sube el 0,24% después de que el multimillonario inversor Warren Buffett haya anunciado que ya ha decidido quién le sucederá al frente de esa firma cuando se jubile, aunque no ha desvelado su nombre.

En cuanto a las materias primas, el petróleo de Texas baja el 1,1% y cierra en 108,56 dólares, rompiendo así una racha de siete jornadas consecutivas de avances después de que los operadores recogieran sus beneficios tras la notable subida de la semana pasada.