La nueva división estará integrada por 12 abogados

Pons amplía su actividad con la creación del área Novit Legal

Pons acaba de ampliar sus actividades creando una nueva división, denominada Novit Legal, que se encargará de todo tipo de asuntos jurídicos. Juan Garbayo asume la dirección de la nueva área, en la que trabajan 12 letrados.

La firma creada hace 60 años por el leridano José Pons Torres, y que nació como gestoría, ha decidido ampliar su actividad con la puesta en marcha de una nueva área, Novit Legal. La nueva división de Pons estará liderada por Juan Garbayo, especialista en Derecho mercantil y a su vez profesor de la Universidad Carlos III, quien ingresó hace 20 años en la compañía.

"La nueva división Novit Legal surgió como una evolución de nuestro negocio. Cada vez en mayor medida, los clientes demandaban más oferta jurídica, de ahí que se decidió apostar por diseñar un equipo específico", explica Paloma Fernández Navas, directora general corporativa de Pons.

El área comienza con un equipo de 12 abogados, la mayoría que ya estaban integrados en la firma, pero con grandes expectativas de crecimiento. "La acogida está siendo muy buena", aclara Juan Garbayo, quien no descarta en un futuro próximo ampliar la estructura.

Derecho privado

Aunque Novit Legal cubre todas las áreas, desde administrativo, civil, mercantil hasta procesal o penal, entre otras, su vocación es dar solución jurídica a cualquier problema que tenga el cliente. "Los clientes, cuando están satisfechos con el servicio que se les ha prestado, se abren y solicitan todo tipo de asuntos, desde solucionar una herencia hasta solventar un divorcio", añade Garbayo, el responsable de Novit Legal.

Gracias a eso, Pons ha tenido grandes crecimientos de volumen de negocio en los últimos años, que superaron el 35% en los tiempos de bonanza. "Ahora, con la crisis, el ritmo ha bajado, pero todavía hemos aumentado un 10% nuestra facturación, hasta los 60 millones de euros en 2011", explica Paloma Fernández.

Los servicios de Novit Legal se ofrecerán a todo tipo de empresas, pero también a asociaciones profesionales. De hecho, Pons acaba de firmar un convenio de colaboración con el Colegio de Ingenieros de Caminos. La firma cuenta con un total de 20.000 clientes, distribuidos en 150 países.

Con una plantilla de 300 personas, la firma, con un capital 100% español, sigue volcada en fortalecer sus divisiones. Pons Patentes y Marcas, liderada por Nuria Marcos, está integrada por un centenar de profesionales, entre los que se encuentran 30 técnicos, como físicos, biólogos, matemáticos o ingenieros, entre otros.

A pesar de la débil situación económica por la que atraviesa el país, el área de patentes y marcas ha tenido un repunte del 20% en el último año. Entre sus proyectos más interesantes se encuentra el servicio de inteligencia compartida, donde una empresa puede conocer todo lo se está haciendo en el mundo de algún tema que le atañe y de esta manera eludir riesgos.

Además, Pons cuenta con un área de laboral y fiscal, integrada por unos 20 abogados y economistas. Otras divisiones de la firma son Pons Formación, Pons Fundación, Pons Editorial y Pons Agropecuaria.

La firma es el único agente de la propiedad industrial con la doble certificación de Aenor en vigilancia tecnológica e inteligencia competitiva y gestión de la calidad. Además, se ha convertido en la primera sociedad en marcas nacionales y comunitarias.

La apuesta por abrir nuevas oficinas en España

Pons ha realizado una apuesta importante en los últimos años por la expansión nacional. "Queremos tener presencia en todas las comunidades autónomas, porque cuanto más cerca estemos del cliente, mucho mejor", explicó ayer Paloma Fernández Navas, directora general corporativa de Pons.

Con esta filosofía, la firma acaba de abrir nueva sede en Valencia. José Rafael López Moya, licenciado en Biológicas y técnico en salud ambiental, especializado en biología molecular y bioquímica de plantas, ha sido el encargado de ponerla en marcha.

Para Nuria Marcos, directora de Pons Patentes y Marcas Internacional, la apertura de la nueva oficina supone "una ayuda para convertirnos en el referente en materia de propiedad industrial de la Comunidad Valenciana. Hace muchos años que disponemos de una oficina propia en Alicante, sede de la OAMI, oficina de marcas y diseños comunitarios, así que con el nuevo proyecto de Valencia conseguiremos ese objetivo".

La apertura de Valencia se suma a otras dos inauguradas durante el pasado año, una en Vigo y la otra en Vitoria. Además de la sede en Madrid, en la Casa Palacio de Rubén Darío, sita en el número 4 de la plaza que le da nombre, Pons cuenta con delegaciones en un total de 10 ciudades, entre ellas Alicante, Barcelona, Sevilla, Zaragoza, Toledo, Oviedo y Ciudad Real, más las inauguradas en 2011 y 2012.

La estrategia de la firma es seguir apostando por nuevas aperturas, pero, como asegura Paloma Fernández, "solo abriremos una delegación cuando tengamos al personal cualificado para ello".

En el extranjero, la firma prefiere actuar con 250 corresponsales, ya que puede funcionar con los mejores.