715.229 millones de euros

La deuda del Estado, de empresas y familias cuadruplica el PIB portugués

La deuda conjunta del Estado, las familias y las empresas no financieras de Portugal cerró 2011 en los 715.229 millones de euros, un 3,1 % más que en 2010, y cuadruplica el valor del PIB portugués, informó hoy el Banco de Portugal.

La institución lusa constató la elevada deuda de las empresas (178 % del PIB), especialmente en el sector de las micro-empresas (47,7 % del PIB) y la del sector público no financiero, que creció un 13,1 % y se cifra en el 138 % del PIB en términos no consolidados.

La reducción del nivel de endeudamiento de la economía portuguesa es uno de los pilares centrales de su programa de ajuste, dirigido por la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) que prestan a Portugal 78.000 millones de euros a cambio de que sanee sus cuentas.

El endeudamiento de las familias se contrajo levemente en 2011 respecto al año anterior y se situó en el 102,6 % del PIB, del que el 70 % se explica por el crédito a la vivienda.

Dentro de la deuda total del sector público no financiero -o deuda total del Estado-, las administraciones públicas agravaron su endeudamiento en un 14,5 % y las empresas públicas un 6,6 %.

El FMI y la UE ya han alertado, como el propio Gobierno luso, de que la economía portuguesa es "viciosa del crédito", aunque reconocen que el proceso de reducción de endeudamiento, con una caída de créditos, puede perjudicar su recuperación.

Portugal necesita bajar el déficit público del 9,8 % que registró en 2010 a un 3 % en 2013 a través de un estricto programa de ajustes fiscales y reformas estructurales que supervisan la UE y el FMI.