Acusa el recrudecimiento de la crisis soberana

España capta 4.074 millones a tipos más caros pese a la demanda

El Tesoro ha captado hoy 4.074 millones de euros en tres emisiones con vencimiento en 2015 y 2019. Ha pagado tipos más caros al calor del recrudecimiento de la crisis de deuda pero emite el máximo previsto gracias a la fuerte demanda.

El Tesoro se ha puesto hoy a prueba en una sesión que arrancaba marcada por la fuerte caída de la Bolsa y el repunte de la prima de riesgo. La mayor tensión que registraban los mercados financieros no ha impedido que la subasta se saldara con fuerte demanda pero sí ha incidido en los costes de emisión. El Estado ha colocado 4.0747 millones de euros en tres emisiones con vencimiento en julio de 2015, enero de 2015 y octubre de 2019, a unos tipos medios del 3,32%, 2,966% y 4,832% respectivamente. Unos precios de superiores a los de las anteriores emisiones al mismo plazo.

El Tesoro logra así captar el máximo establecido para esta emisión, cuyo objetivo había situado entre los 3.000 y 4.000 millones de euros. Un resultado que se debe, una vez más, a la elevada demanda. Y es que en total los inversores han solicitado títulos por valor de 11.692 millones de euros. El propio ministro de Economía, Luis de Guindos, comentó en el Congreso que la demanda es un reflejo de la confianza en la economía española.

España vuelve a demostrar hoy que accede sin problemas a los mercados, pero el resultado de la subasta revela también que no es inmune al recrudecimiento de la crisis de deuda debido a los continuos retrasos en la conclusión del paquete de ayudas a Grecia. Al final ha tenido que pagar más por colocar deuda y no ha podido encadenar la novena subasta en la que consigue rebajar los costes.

En la emisión con vencimiento en julio de 2015 el Tesoro ha colocado 2.268 millones de euros tras recibir peticiones por 4.977 millones. El tipo medio se ha fijado en el 3,32%, lo que supone un incremento frente a 2,86% que pagó por una emisión similar a principios de mes. El marginal quedó en el 3,47% El grado de cobertura de la colocación, sin embargo, superó a la anterior al quedar en 2,19 veces frente a 1,63.

La emisión con vencimiento en enero de 2015 obtuvo una demanda de 3.203 millones de euros pero el Tesoro terminó adjudicando 733 millones a un tipo medio del 2,966% y un marginal del 2,96%, emisión que no tiene una referencia reciente exacta al mismo plazo para comparar. En cuanto a la emisión a casi ocho años, con vencimiento en octubre de 2019, el Tesoro ha adjudicado 1.073 millones tras recibir solicitudes por 3.512. Para esta referencia la demanda también ha superado a la obtenida en la emisión anterior, el ratio de cobertura quedó en 3,27 veces frente a las 2,01 de enero pero el coste de emisión se encareció. El tipo medio se fijó en el 4,83% frente al 4,541% anterior. El marginal quedó en el 4,89% frente al 4,643%.

La emisión del Tesoro se produce tan solo dos días después de la gira mundial iniciada en Londres por el ministro de Economía, Luis de Guindos, para explicar a los inversores las reformas aprobadas por el Gobierno este año. Una colocación que llega también un día después de que la agencia de calificación Moody's rebajara el rating de 83 gobiernos regionales y locales.

En lo que va de año el Tesoro ha captado ya cerca de 42.000 millones de euros en deuda a corto y largo plazo, lo que representa el 30% de los aproximadamente 140.000 millones de euros de los vencimientos a los que debe hacer frente el Estado este año.