Arranca el año con una caída del 20%

El mercado de furgonetas ligeras no levanta cabeza

La patronal de fabricantes de automóviles Anfac calcula que las compras de vehículos comerciales ligeros se situará en niveles similares al pasado año.

El primer mes del año trae malos presagios para el mercado de vehículos comerciale ligeros, las furgonetas por debajo de las 3,5 toneladas, al padecer una caída del 19,6% tras reducir las ventas a 5.639 unidades. La atonía de los autónomos, cuyas adquisiciones de estos vehiculos cayó un 8,1% en enero y el derrumbe de las empresas, con un descenso del 17,8% explican el mal dato del pasado mes.

La patronal Anfac muestra malas augurios para el presente año, pues sus previsiones se limitan a un comportamiento por debajo de las 105.000 unidades, alejadas del mercado potencial para este tipo de vehículos que ha llegado a rondar los 275.000 en los años de boom económico.

El segmento de las furgonetas, muy ligado a la actividad económica, tiene gran importancia para el mercado de vehículos, pues representa un 10% del total de las ventas. Las malas perspectivas para pymes y autónomos sirven de base para establecer las previsiones de Anfac. Desde la asociación alertan del problema que supone para el sector las dificultades con que se encuentran los agentes económicos para acceder a los créditos, una financiación imprescindible para la adquisición de este tipo de vehículos ligados al trabajo.

Por segmentos, los vehículos comerciales derivados de turismos caen un 28%, las furgonetas un 16%, los comerciales ligeros por debajo de las 2,8 tn un 5,5%, el furgon/combi (entre 2,8 y 3,5% tn) un 25,5% y el camión por debajo de las 3,5 tn otro 25,2%.

Por marcas, Citroën continúa en cabeza en los segmentos de derivados de turismo, furgonetas, comerciales ligeros por debajo de las 2,8 tn y furgón/combi de 2,8 a 3,5 tn y se coloca en segunda posición entre los camiones de 2,8 a 3,5 tn.