Wert extiende la duración de esta medida hasta la armonización europea prevista en 2013

El Gobierno pagará a los autores vía Presupuestos tras suprimir el canon

Tras suprimir el canon digital, el Gobierno utilizará los Presupuestos Generales del Estado como vía para hacer frente al procedimiento de pago para los perceptores de la compensación equitativa por derechos de autor. El ministro de Cultura, José Ignacio Wert, afirmó ayer en el Congreso que esta medida "provisional" durará hasta que la UE armonice dicha compensación, hacia 2013.

El Gobierno pagará a los autores vía Presupuestos tras suprimir el canon
El Gobierno pagará a los autores vía Presupuestos tras suprimir el canon

José Ignacio Wert, ministro de Educación, Cultura y Deporte, compareció ayer ante la Comisión de Cultura del Congreso de los Diputados para presentar las líneas maestras que marcarán su actuación. En un ambiente casi versallesco de felicitaciones, buenas palabras y llamadas a la colaboración, cooperación y al consenso con los grupos parlamentarios, Wert anunció la fórmula para compensar los derechos de autor, tras suprimir el Ejecutivo, en una de sus primeras medidas, el canon digital.

Wert explicó que el Gobierno establecerá reglamentariamente el procedimiento de pago a los perceptores de la compensación equitativa de los derechos de autor con "cargo a los Presupuestos Generales del Estado", en una cuantía que se está evaluando ahora. El ministro calificó esta medida de provisional, de emergencia y de "no ideal", pero la justificó porque el sistema anterior de canon digital era un modelo "cuestionado y lleno de ineficiencias, contestado desde la sociedad y difícil de gestionar".

Wert limitó esta vía de compensación presupuestaria por parte del Gobierno hasta 2013, año en que espera que la Unión Europea (UE) armonice de forma comunitaria dicha compensación. Pero no hay garantías de que no se prolongue en el tiempo, porque el propio Wert reconoció que la armonización europea podría producirse en 2013 "en el mejor de los casos".

La nueva Ley de Propiedad Intelectual estará a medio plazo

Otra de las medidas anunciadas tiene que ver con el libro digital. El ministro explicó que se quiere equiparar "a efectos fiscales" el libro digital y el convencional, para lo que se coordinará con el Ministerio de Hacienda. Pero para conseguirlo volvió a remitirse a Europa, ya que recordó que la regulación del IVA se basa en la normativa comunitaria. En esta línea, expuso que se va a tratar de modificar el régimen normativo comunitario "a fin de aplicar el tipo reducido del IVA que está en el 4% al libro digital comercializado por vías electrónicas", y no solo, como ahora, a aquellos libros digitales que se suministran mediante algún medio de soporte físico.

Asimismo, Wert avanzó dos novedades de gran calado que supondrán una revolución en el panorama cultural español y los ejes centrales de la política cultural del actual Gobierno como es una nueva Ley de Mecenazgo y una nueva Ley de Propiedad Intelectual. Pero en ambos casos, el ministro no concretó las principales magnitudes.

En cuanto al primero, Wert habló de configurar una ley "amplia y ambiciosa" que involucre al sector cultural, social, educativo, el deporte, el científico y el de la innovación. Pero no delimitó qué porcentajes acogerá de desgravaciones fiscales. Se limitó a señalar que la norma tratará de alcanzar "porcentajes similares" a las desgravaciones fiscales de otros países europeos. Aquí la variedad es enorme, según se escoja el modelo italiano, con una desgravación fiscal casi total, o el británico, por ejemplo.

Pero de su intervención se puede traducir cuál es el país europeo que podría servir como modelo para la ley española. Y este podría ser Francia. En un momento determinado de su discurso, Wert nombró a esta nación como el país que tiene una "larga tradición" en este campo y "cuyos incentivos fiscales casi triplican a las actuales desgravaciones fiscales españolas". En el caso de Francia, los incentivos fiscales que se contemplan son del 60% y 66% para personas jurídicas y físicas, respectivamente. Wert habló de mejorar los incentivos en el IRPF y en el Impuesto de Sociedades.

Ley Propiedad Intelectual

El otro nudo gordiano de su intervención tuvo que ver con el anuncio de realizar una nueva Ley de Propiedad Intelectual, a la que calificó de uno "de los grandes retos de la legislatura". La nueva norma estará pensada en "clave digital" y recordó que "restaurar el valor de los derechos de autor" es uno de los ejes principales de la política de Estado del Gobierno. Pero para la misma no dio un tiempo concreto de conclusión, sino que habló de presentarla "a medio plazo". Y lo justificó porque "es fundamental" que la norma venga con la mejor base de estudio y documentación, ya que buscará no solo regular los tráficos, "sino que haya más".

A preguntas de los portavoces parlamentarios sobre las entidades de gestión de derechos de autor, el ministro dijo que son asuntos "de seria preocupación". Tras añadir que el marco de competencias de Cultura en este campo es limitado, indicó que son una cuestión de "preocupación permanente" y que "se actuará en el momento oportuno para que su funcionamiento responda a las exigencias de transparencia". Wert subrayó que el Gobierno pretende explotar al máximo el "valor económico de todas las culturas españolas".

No desaparecen las ayudas directas al cine

La industria cinematográfica fue ayer otro de los puntos importantes del discurso del ministro de Educación y Cultura. Habló de la necesidad de ir a un modelo mixto de financiación que conjugue las ayudas directas y los incentivos fiscales, de tal forma que las primeras se complementen de forma progresiva con las segundas. Pero para conseguirlo dejó claro que el cambio de modelo no será radical y que "las ayudas directas no desaparecerán en su totalidad", aunque resaltó que el modelo actual no es "sostenible" a medio plazo. En este sentido, aclaró que ya se está dialogando con el sector y que "en pocas semanas" podrían anunciarse novedades.

Wert dijo también que el cine es una preocupación de primer orden y que procurará que ninguna de las medidas de austeridad signifiquen la paralización de la industria. Asimismo, señaló la importancia de afianzar la relación entre cinematografía y televisión para lo que habrá una revisión de la Ley del Cine y la Ley General de Comunicación Audiovisual.

Todos los grupos parlamentarios mostraron su disposición al diálogo y a la colaboración. Tanta buena disposición mostraron todos en la Comisión que Wert respondió a una pregunta de Toni Cantó, de UPyD, en referencia directa a Joan Tardà, representante de Esquerra Republicana, en catalán sobre el asunto de los carre bous. El ministro llegó a hablar también durante su intervención en portugués, italiano, francés y alemán. A la hora de las citas, Wert se acordó de Ortega y Gasset, Delacroix, Cortázar o García Lorca. Y en las casi cuatro horas de duración de la Comisión, los intervinientes hablaron de Odissey y el tesoro de La Mercedes, de las cuevas de Altamira, del Guernica, de los archivos Balcells y Centelles, de la Momia Guanche o de la catedral de La Laguna.

Los toros

Patrimonio inmaterial: el ministro anunció que el Gobierno intentará que la Unesco reconozca a los toros como patrimonio inmaterial de la humanidad.

Autonomía: como regalo por su tricentenario, se aprobará una Ley reguladora de la Biblioteca Nacional de España (BNE) para dotarla de autonomía, como el Museo del Prado y el Reina Sofía.

Apuesta: elaborará una estrategia de cooperación y comunicación cultural.