Barroso anuncia posibles cambios en los compromisos fiscales

Bruselas abre la puerta a renegociar los objetivos de déficit con España

Parece que algo está cambiando en Europa. Por primera vez, Bruselas ha abierto la puerta a flexibilizar los compromisos de déficit con España, una decisión largamente solicitada por Rajoy.

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Barroso, ha expresado hoy por primera vez la disposición de Bruselas a renegociar con España los objetivos de déficit público para 2012 y 2013.

Tras su primera cita con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el portugués ha señalado que esos objetivos deberán negociarse en el seno del Eurogrupo (consejo de ministros de Economía de la zona euro).

Barroso ha valorado muy positivamente las medidas aprobadas por el Gobierno el pasado 30 de diciembre para corregir la desviación del déficit en 2011 (del 6% marcado a casi el 8%). Y ha subrayado que sobre los objetivos de 2012 (4,4%) "hace falta ahora abrir una discusión en el seno del Eurogrupo, sobre la cual no puedo añadir nada más en estos momentos".

El Gobierno de Rajoy deberá "substanciar con medidas concretas" los futuros objetivos de déficit para este ejercicio y el próximo, según ha pedido hoy la Comisión. Pero su presidente, José Manuel Barroso, ha recalcado que "la consolidación deberá hacerse sin olvidar el crecimiento".

La reunión entre Rajoy y Barroso precede la cumbre europea informal de esta tarde en Bruselas. La convocatoria, sobre la que planea el riesgo de quiebra de Grecia y consiguiente contagio, está destinada en teoría a diseñar planes de estímulo al crecimiento y fomento de empleo. Berlín se niega a provisionar esos planes con nuevos recursos económicos. Pero, en cambio, se está resquebrajando su ofensiva para imponer la austeridad a rajatabla. El número de partidarios de ralentizar el proceso de ajuste fiscal (y prolongarlo hasta 2014 o 2015) va en aumento, como han mostrado hoy las palabras de Barroso ante Rajoy.