Muy confidencial

El tributo de De Guindos a Garmendia

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, preside la toma de posesión de varios altos cargos del ministerio en presencia de Cristina Garmendia
El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, preside la toma de posesión de varios altos cargos del ministerio en presencia de Cristina Garmendia

El ministro de Economía, Luis de Guindos, tenía reservado ayer un as en la manga en la toma de posesión de altos cargos de su departamento. Tras el discurso oficial de bienvenida a su equipo, De Guindos deslizó una frase, a modo de tributo a la ya ex ministra de Ciencia e Innovación. "La política de ciencia es de Estado, como bien sabe Cristina Garmendia", comentó, ante la atenta mirada de la propia agasajada.

El piropo va mucho más allá del protocolo obligado entre una persona que deja el Ejecutivo y su relevo de otro partido político. Según comentan sus allegados, De Guindos es consciente de las dificultades que pasó Garmendia en los dos últimos años para coordinar sus esfuerzos en I+D+i, núcleo central de su departamento, con el entonces ministro de Industria, Miguel Sebastián, y la titular de Economía y vicepresidenta, Elena Salgado. La convivencia fue difícil. Uno, pisándole competencias; la otra, recortándole recursos. Y las comunidades autónomas, cada una con sus propias ideas, que no son precisamente las de hacer Estado. Por eso, una de las claves del nuevo Ministerio de Economía es su estructura, según el propio De Guindos, la fusión de las materias de investigación, desarrollo e innovación con las de política de defensa de la competencia, competitividad y el comercio exterior e interior. Es la mejor fórmula para estimular el complejo sistema del conocimiento científico, a caballo entre los centros públicos y el mundo empresarial.

Ayer, Garmendia deseó nuevamente al nuevo ministro suerte en su tarea de defender la política de I+D. En privado, la donostiarra comentó a sus ex colaboradores su deseo de volver al mundo empresarial de donde procedía antes de llegar al ministerio. No será en Genetrix, la empresa de biotecnología que fundó hace 11 años, pero sí en proyectos relacionados con su gran pasión, la Ciencia.