AISGE recurrirá ante la Audiencia Nacional

Competencia multa con 600.000 euros a la gestora de derechos de los actores

La Comisión Nacional de la Competencia (CNC) ha impuesto a la entidad Artistas e Intérpretes Sociedad de Gestión (AISGE) una multa de 627.855 euros "por abuso de posición de dominio al imponer unilateralmente tarifas no equitativas a distintas salas de cine del territorio español". La gestora ha anunciado que recurrirá ante la Audiencia Nacional.

La CNC indica que AISGE decidió, de forma unilateral, incrementar la tarifa general que aplica a los cines en casi un 100%, al pasar de un nivel del 0,8% a un 1,5%, de la recaudación de las salas". Además, mientras trataba de llegar a un acuerdo con la Federación de Cines de España (FECE), "aplicó distintas tarifas a distintas salas y distintas bonificaciones, por el mismo servicio".

Competencia recuerda también que, a finales de 2009, la FECE interpuso una denuncia ante la CNC contra AISGE. Tras la oportuna instrucción del expediente, el Consejo de la CNC ha concluido que AISGE ha infringido la Ley de Defensa de la Competencia y el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE).

El abuso habría consistido en el establecimiento unilateral por AISGE, en determinadas condiciones, de unas "tarifas generales no equitativas por los derechos de comunicación pública que administra, sin justificación objetiva para ello".

El Consejo de la CNC recuerda que AISGE, al ser la única entidad que tiene encomendada la gestión de estos derechos, "tiene capacidad para elevar ostensiblemente y de manera injustificada la tarifa general y considera que lo hizo con la intención de presionar a las asociaciones y a las salas en la negociación de los nuevos convenios y acuerdos".

Además, la CNC argumenta que esta conducta "surtió los efectos esperados porque, en los nuevos convenios firmados tras el anuncio unilateral de incremento de las tarifas, consiguió multiplicar por tres (del 0,216% al 0,6%) los porcentajes de recaudación de las salas, incluso con carácter retroactivo".

"De esta forma, la única explicación que encuentran las nuevas tarifas impuestas es el ejercicio de un poder de mercado de AISGE. Un poder de mercado que tiene en virtud de una norma con rango de Ley que le confiere, al menos de facto, una posición monopolística en la gestión de unos derechos que debe ejercer con especial responsabilidad", reza el comunicado.

Y añade: "Por el contrario, el Consejo no ha considerado acreditado que la imposición de distintas tarifas y descuentos a diferentes operadores haya constituido un abuso por discriminación entre operadores, como proponía la Dirección de Investigación".

AISGE ha anunciado que recurrirá la multa de Competencia ante la Audiencia Nacional y considera que la CNC "se descalifica a sí misma una vez más con una resolución absolutamente arbitraria y parcial, fruto directo de su desmedida voracidad recaudatoria y del prejuicio que ha manifestado reiteradamente contra la gestión colectiva de derechos".