Según la agencia de calificación Fitch

El precio de las casas embargadas se desploma un 43%

La agencia de calificación Fitch advierte que el precio de venta de las casas embargadas en España es un 43% menor que el tasado en su día para la hipoteca.

Las conclusiones de Fitch se basan en el estudio de 8.235 inmuebles embargados tras las correspondientes ejecuciones hipotecarias. Toda la información analizada depende de su departamento de calificación de titulaciones, bonos respaldados por préstamos hipotecarios (RMBS). La mayoría, además, asociadas a operaciones llamados high loan-to-value (LTV), es decir con un alto porcentaje entre la cantidad del préstamo y el valor del inmueble en tasación.

Por tanto, las conclusiones no son aplicables a todo el mercado inmobiliario español, advierte también el informe de Fitch. "Los precios después de los embargos dependen mucho de las estrategias de los bancos en las ejecuciones hipoteciarias. En todo caso, la bajada de los precios oscila entre el 20% y el 58%" señala la nota de la agencia.

Los bonos de titulización no son muy conocidos por el gran público, pero han jugado un papel fundamental en la facilitación del crédito hipotecario durante los años de burbuja inmobiliaria en España. El precio de la vivienda subió un 146% en España entre 2000 y 2008, más que en ningún otro país importante de la UE. Esto gracias a la concesión de créditos baratos por parte de las entidades financieras.

Estas operaciones financieras consisten en empaquetar los créditos en bonos respaldados por las letras mensuales y venderlos a inversores. Eso son las titulizaciones. Las agencias de calificación certifican la solvencia de los emisores y otorgan un grado que va de la triple A o la triple B; la doble B ya implica riesgos de impago.