La deuda asciende a 550 millones de euros

Ferrovial y Sacyr arrancan una tregua de la banca para la R-4

La banca acreedora de la autopista radial 4 de acceso a Madrid, participada por Ferrovial y Sacyr, ha ampliado el pacto de espera para la amortización del crédito por 550 millones que pesa sobre la concesión. Fuentes cercanas al consorcio aseguran que las empresas cuentan hasta el 18 de enero para refinanciar.

Sobre la campana y con todo el sector de las infraestructuras pendiente de las negociaciones, Ferrovial, y Sacyr, principales accionistas de la autopista madrileña Radial 4 (R-4), han conseguido una novación de dos meses para el pacto de espera que la banca acreedora tiene otorgado a la concesionaria para refinanciar la deuda. Esta asciende a 550 millones y debía ser amortizada con fecha tope en este domingo 27 de noviembre. Ante este nuevo escenario, empresa y acreedores seguirán negociando la renovación del crédito hasta el 18 de enero. La alternativa era la entrada en concurso de la concesión, lo que marcaría un hito en el sistema concesional español.

Ni las citadas empresas ni los bancos han querido llegar a este extremo y confían en que el Gobierno de Mariano Rajoy orqueste medidas de compensación para salvar a las autopistas en quiebra. Las radiales madrileñas, entre otras, gozan ya de una cuenta de compensación que compensa la falta de tráfico durante tres años. La intención del sector es que la Administración amplíe ese plazo hasta los 20 años.