Rebaja la previsión de crecimiento de Francia al 1% en 2012

Sarkozy asegura que la entrada de Grecia en el euro "fue un error"

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, calificó de "un error" la entrada de Grecia en el euro, aunque admitió que hoy, después de los acuerdos alcanzados la pasada madrugada en Bruselas, confía en ese país.

"Grecia puede salvarse por la decisión de ayer. Confío en Grecia", afirmó el presidente francés, quien reconoció que el ingreso del país heleno en el euro "fue un error porque entró con cifras que eran falsas".

Y afirmó que los países de la eurozona "hemos pagado las consecuencias (de aquella decisión) en los últimos meses". "Ni la señora (Angela) Merkel ni yo estábamos en el cargo cuando se decidió permitir a Grecia entrar en el euro. Digamos que fue un error", declaró Sarkozy en una entrevista en televisión en alusión a la canciller federal alemana.

El jefe del Estado francés afirmó que el Gobierno griego suministró a la Comisión Europea datos inexactos acerca de su situación financiera real.

Sarkozy declaró que las decisiones alcanzadas en Bruselas en relación con la deuda de Grecia fueron "importantes para evitar la catástrofe", cuyo endeudamiento calificó de "colosal".

"No podíamos declarar a Grecia en bancarrota", aseguró el presidente, quien insistió en que si a ese país se le hubiera dejado caer "habría habido un proceso en cascada que se habría llevado a todos por delante".

Sin el acuerdo alcanzado la pasada madrugada en Bruselas entre los países de la eurozona "no solo Europa, sino todo el mundo hubiera ido hacia la catástrofe".

"Hubiera sido toda la zona euro la que hubiera podido caer en cascada. Había que poner a los griegos en situación de hacer esfuerzos pero que fueran capaces de devolver sus deudas", aseguró el jefe del Estado galo.

Rebaja las previsiones de crecimiento de Francia

Sarkozy ha rebajado de la previsión de crecimiento económico en su país del 1,75% al 1% en 2012 y se mostró contrario a una subida del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA).

En una intervención en televisión para explicar los acuerdos alcanzados por los países de la eurozona la pasada madrugada, el jefe del Estado francés confirmó la rebaja de la previsión de crecimiento para el año que viene, que el propio Gobierno había asumido tácitamente en los últimos días.

Además, dijo que será necesario encontrar la manera de ahorrar o ingresar "de 6.000 a 8.000 millones" de euros y añadió que las decisiones al respecto se tomarán "durante los próximos diez días".

Sarkozy se mostró opuesto a una "subida generalizada del IVA", una de las medidas que se ha mencionado en los últimos días como instrumento del Gobierno para incrementar sus ingresos en los próximos meses.

El Ejecutivo francés consideró el miércoles "prematuro" proceder a una revisión de sus previsiones de crecimiento económico para 2012, antes de la cumbre de la Unión Europea (UE) en Bruselas.

La última previsión oficial de aumento del Producto Interior Bruto (PIB) en Francia era del 1,75% para 2012, pero la semana pasada ya el Ministerio de Finanzas adelantó que esa cifra era "probablemente demasiado alta" y sugirió que podría ser inferior al 1,5%.

El 6 de octubre, el Instituto Nacional de Estadísticas (Insee) anunció una revisión del crecimiento para 2011, para situarlo en el 1,7% del PIB, cuatro décimas menos del 2,1% anteriormente previsto.