Muy confidencial

Ni Fidalgo, ni Chozas, ni Pimentel serán ministros de Trabajo

Los pasillos de todos los Ministerios son estos días un hervidero de rumores sobre quién ocupará las carteras si, como dicen todas las encuestas, gana el PP las elecciones del próximo 20-N. En el caso del Ministerio de Trabajo, por extraño y chocante que pueda parecer, sonó recientemente con cierta insistencia el nombre del ex secretario general de CC OO, José María Fidalgo.

Su supuesta vinculación con el PP, más que cierta, obedece a los reiterados reproches que se le hicieron durante casi todo su mandato desde determinadas filas de izquierdas, por lo que consideraban un exceso de cercanía a los gobiernos populares, con los que firmó varios acuerdos, incluido el de pensiones de 2006, que rechazó de plano la UGT. No obstante, quien conoce bien a Fidalgo asegura que ni está ni ha estado entre sus proyectos ocupar la cartera de Trabajo con el PP.

Es más, una prueba de ello es que, tras muchas dudas profesionales, Fidalgo acaba de reincorporarse desde el pasado 3 de octubre a su puesto como traumatólogo en el madrileño hospital de La Paz, después de varias décadas alejado del ejercicio de la medicina. En estos mismos pasillos del Ministerio de Trabajo también han sonado otros nombres ya conocidos por sus funcionarios y que pasaron exitosamente por este departamento en anteriores Gobiernos del PP.

Se trataría del ex ministro Manuel Pimentel o su ex secretario general de Empleo, Juan Chozas. Ambos casos se presentan igual de improbables dada su actual y exitosa ubicación en el sector privado, mucho más lucrativo y menos expuesto al vendaval público; máxime en un ministerio que deberá lidiar con cinco millones de parados en la próxima legislatura. Así, todo apunta a que Chozas seguirá en su puesto como director de Recursos Humanos de Bankia y Manuel Pimentel en su cargo en el bufete Baker & Mackenzie al que se ha incorporado recientemente.