Reduce sus beneficios un 33,8% hasta septiembre

Las provisiones y el negocio español lastran a Banesto

Banesto ha ganado 298 millones de euros en los nueve primeros meses del año, un 33,8% menos que el ejercicio anterior, por debajo de lo esperado por los analistas. El banco sufrió el impacto de la menor actividad en el negocio y del mencionado aumento de los costes de financiación. Además, ha realizado dotaciones por 606 millones.

José García Cantera, consejero delegado de Banesto
José García Cantera, consejero delegado de Banesto

Banesto ha estrenado la temporada de resultados en la Bolsa española. La entidad ha ganado 298 millones de euros en los nueve primeros meses del año, un 33,8% menos que el ejercicio anterior. Un resultado por debajo del consenso de analistas consultado por Bloomberg, que contaba con un beneficio de 343 millones. El banco admitió que el tercer trimestre "ha sido un periodo complicado para el negocio bancario, pues a la debilidad económica existente durante todo el ejercicio se han añadido nuevas incertidumbres que han provocado un escenario de fuertes tensiones y gran volatilidad en los mercados".

Caída del margen de intereses

Así las cosas, el margen de intereses alcanzó 1.131 millones el 12% menos, una variación negativa que es el resultado del impacto de la menor actividad en el negocio y del mencionado aumento de los costes de financiación. La inversión crediticia se retrajo el 7% hasta 69.365 millones, con una tasa de morosidad en franca progresión y que toca ya el 4,65%. En todo caso, afirma el banco en su hecho relevante remitido a la CNMV, "en los nueve meses de este ejercicio los créditos en mora han aumentado únicamente 165 millones de euros, y al cierre de septiembre ascienden a 3.707 millones de euros. La cobertura con provisiones es del 52,9% superior al 52,1% de junio.

Margen bruto

De vuelta a la cuenta de resultados, las comisiones netas han alcanzado los 462,1 millones, prácticamente iguales a las obtenidas el año anterior. El resultado por operaciones financieras, como era de esperar, ha sufrido el efecto del vaivén brusátil de los últimos meses: por una parte, por la reducción de la actividad con clientes en estos productos, y, por otra, por la elevada volatilidad de los mercados en estos meses. Así, al cierre de septiembre, estos resultados han ascendido a 88,7 millones, un 23,4% menos que hace un año.

Estas partidas conducen a una reducción del 9,9% en el margen bruto, hasta suponer 1.722 millones. La banca doméstica es el negocio principal (muy de largo) de la entidad, con un 89,9% del negocio, tras caer en línea con el margen bruto (-9,4%). Debido a los menores ingresos, la entidad se ha aplicado en controlar costes: llegaron a 729,9 millones, un 1,9% menores a los registrados el año anterior, con una ratio de eficiencia del 42,3%, que supone un empeoramiento respecto del 39,01% registrado hasta finales de septiembre de 2010. En consecuencia, el siguiente paso en la cascada de resultados, el margen neto de explotación, mejoró algo los anteriores, al ascender a 992,8 millones, un 15% menos.

Más provisiones

Eso sí, la situación del mercado ha obligado a incrementar en un 55,3% las provisiones y saneamientos, hasta 605,6 millones. De este total, las dotaciones para insolvencias han supuesto 451,9 millones. Al acabar septiembre de 2011 la Ratio BIS es del 11,1%, y el core capital del 9,0%, que mejora 97 puntos básicos en un año y "alcanza ya el objetivo fijado para final de año", según asegura la entidad.

Banesto confirma que Santander está analizando la compra de la CAM

El consejero delegado de Banesto, José García Cantera, ha confirmado que el grupo Santander está analizando la compra de la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM) después de haber presentado ya una oferta no vinculante ante el Banco de España. Durante la presentación de resultados trimestrales de Banesto, García Cantera sostuvo que el grupo Santander "está en proceso de análisis, está analizando los números" de la caja alicantina, intervenida por el Banco de España el pasado mes de julio.

No obstante, García Cantera prefirió no pronunciarse sobre si el Grupo desea adquirir la CAM a falta de que culmine el análisis de los datos fundamentales de la entidad. En cualquier caso, recordó que Banesto mantiene su estrategia de crecimiento orgánico, que presenta oportunidades en el actual escenario a través de la captación de clientes rentables y de ahondar en la vinculación con los ya existentes. "Este es el objetivo prioritario", enfatizó García Cantera.

Sobre la compra de Pastor por parte de Popular, el consejero delegado de Banesto recordó que los presidentes de ambas entidades, José María Arias y Ángel Ron, respectivamente, hicieron este lunes una valoración positiva de la operación. "Tengo que coincidir con ellos", acotó.