El edificio, del arquitecto Renzo Piano, estará terminado en 2014

Santander revoluciona su paseo marítimo con el Centro de Arte Botín

Santander ha dado a conocer hoy el proyecto del Centro de Arte Emilio Botín, que se alojará en un edificio del arquitecto Renzo Piano, diseñador del parisino Centro Pompidou.

Recreación del Centro de Arte Emilio Botín
Recreación del Centro de Arte Emilio Botín

Santander renueva su fachada marrítima de la mano de la Fundación Botín. Y lo hará con un edificio emblemático a semejanza del Gugenheim de Bilbao con un diseño del arquitecto Renzo Piano, quien en los setenta revolucionara París con su propuesta para el muso de arte moderno George Pompidou.

Emilo Botín, presidente del Santander y el arquitecto han dado a conocer hoy en la sede de la Fundación Botín las características del proyecto. El edificio se levantará frente a la histórica sede del banco en la ciudad, frente a los Jardines de Pereda, pegado al litoral, en una zona que actualmente ocupa una histórica grúa y el parking de los ferries que llegan a Santander.

Una rampa saldrá justo enfrente del edificio del banco y avanzará entre los árboles para formar al borde del mar la laza de Arriba y continuar adentrándose en la bahía para crear un trampolín que permitirá 'volar' sobre el agua a siete metros de altura.

Al Este y al Oeste de la Plaza de Arriba se alzarán los dos volúmenes de la creación del arquitecto, dedicados al arte el primero y a la cultura y la educación el segundo. Ninguno de los dos superará los 20 metros, la altura de los árboles de alrededor.

De la Tate a Santander

Vicente Todolí, ex director del museo Tate Modern de arte contemporáneo, de Londres, presidirá la Comisión encargada de la programación artística. Dicha Comisión está formada, además, por Udo Kittelmann, Manuela Mena, María José Salazar y Paloma Botín.

A partir de 2014, la Fundación doblará su actual oferta de talleres, becas, y exposiciones para lo cual el Centro dispondrá, en su ala oeste, de 2.500 metros cuadrados de salas de exposiciones distribuidas en dos niveles.

La Fundación Botín, creada en 1964 por Marcelino Botín y Carmen Yllera para promover el desarrollo social de Cantabria, invertirá 62 millones de euros en la construcción de este centro, que se levantará en un terreno de titularidad pública. El objetivo es que la Fundación Botín lo gestione en un régimen de concesión durante un máximo de 52 años, para lo cual ya se ha comprometido a invertir otros siete millones de euros anuales para asegurar la programación artística.