Recomienda que Tim Cook le reemplace

Steve Jobs deja su puesto al frente de Apple

Steve Jobs, el ejecutivo que impulsó la andadura de Apple hace 35 años, ha anunciado en un comunicado su dimisión al frente de la compañía de la manzana. El cerebro del gigante informático ha revolucionado las industrias de la informática, la música, el entretenimiento y la telefonía móvil con productos como el Mac, el iPhone o el iPad.

Steve Jobs
Steve Jobs

El fundador del gigante tecnológico Apple, Steve Jobs, dejará sus cargos al frente de la compañía que él mismo fundó hace 35 años y que ha convertido en la empresa de tecnología más valiosa del planeta, y una seria rival para liderar capitalización bursátil mundial.

En una carta enviada al consejo de administración y a "toda la comunidad" de Apple, Jobs, que padece cáncer, indicó su intención de continuar como "presidente de la empresa de la manzana, que ha convertido en una de las más innovadoras de la historia capaz de transformar hábitos de millones de consumidores con productos como el iPod, el iPhone y el iPad. El ejecutivo, en su carta, dice además que será "consejero y empleado de Apple", al tiempo que recomienda que Tim Cook, hasta ahora director de operaciones y encargado del día a día de la compañía durante la ausencia de Jobs, le reemplace como consejero delegado.

"Siempre he dicho que si llegaba el día en el que no pudiera hacer frente a mis obligaciones al frente de Apple como consejero delegado, sería el primero en hacéroslo saber", escribió Jobs, de 56 años, en una carta. "Desafortunadamente, ese día ha llegado", ha añadido.

"Recomiendo con rotundidad que ejecutemos nuestro plan de sucesión y nombremos a Tim Cook como consejero delegado de Apple", apuntó. Cook, hasta ahora director de operaciones de Apple, era el hombre designado por Jobs al frente de las operaciones diarias durante sus ausencias.

La respuesta del consejo fue inmediata. Art Levinson, miembro del máximo órgano de dirección de la compañía, destacó el extraordinario "liderazgo" de Steve Jobs y señaló a Cook como la persona adecuada como próximo consejero delegado.

Bajo el mandato de Steve Jobs, Apple ha pasado de convertirse en una empresa fundada en un garaje a rivalizar con la petrolera estadounidense Exxon Mobil como la empresa de mayor valor bursátil del mundo. El directivo, al frente de la compañía, ha revolucionado las industrias de la informática, la música y la telefonía móvil. Con productos como el Mac, el iPad o el iPhone, el cerebro de la empresa tecnológica ha logrado que la empresa que dirige tenga un valor en Bolsa de cerca de 350.000 millones de dólares, con unos ingresos en su último ejercicio fiscal de 65.225 millones de dólares, un 52% más que el año anterior, y un beneficio neto superior a 14.000 millones de dólares. Todo un récord que prevé incluso superar este ejercicio (finaliza en septiembre) y en el que prevé ingresar en el club de las empresas que facturan más de 100.000 millones de dólares.

Primeros pasos y marcha

Jobs fundó la compañía en 1976 con Steve Wozniak. En 1985, fue despedido por el consejo por las diferencias sobre la estrategia del grupo, según Bloomberg. Entonces, Jobs impulsó el estudio de animación Pixar, que posteriormente vendió a Walt Diseny, así como la tecnológica NeXT Software. Tras la primera operación, Jobs se vconvierte en accionista de Disney, de la que que aún conserva el 7,4% y es su principal socio.

Steve Jobs regresó a la firma de la manzana 12 años después, con la labor de sacar a la empresa de unas pérdidas superiores a los 1.000 millones de dólares.

El directivo estuvo presente en junio en la conferencia de apertura de WWDC 2011, en San Francisco (California), su segunda comparecencia desde su baja médica indefinida de enero por problemas de salud, nunca especificados. Jobs superó un cáncer de páncreas en 2004 y en 2009 tuvo un trasplante de hígado, ha continuado activo desde entonces en la toma de decisiones de la empresa. Acudió a una reunión a puerta cerrada con el presidente estadounidense, Barack Obama, en febrero, y se encargó de presentar el iPad 2 en marzo.

Levinson confirmó que Jobs será el nuevo presidente de Apple y que "continuará sirviendo a la empresa con su creatividad, inspiración y sus puntos de vista", según explicó en un comunicado.

En su carta, Jobs destaca que "los días más brillantes e innovadores de Apple aún están por llegar", y agregó que espera "seguir contribuyendo a ese éxito desde una nueva posición". "He hecho algunos de mis mejores amigos en Apple, y os doy las gracias a todos por todos estos años en los que he podido trabajar con vosotros".