Deducciones de hasta el 90% de lo aportado

La visita del Papa tiene premio fiscal

La participación de las empresas en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) cuenta con jugosos incentivos fiscales. Los patrocinadores, que según las estimaciones de los organizadores han aportado 16,5 millones (30% del presupuesto total), podrán deducirse hasta el 90% de lo donado.

El papa, en Cuatrovientos
El papa, en Cuatrovientos

El Corte Inglés, Coca Cola o Banco Santander son algunos de los patrocinadores de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) que se celebra en Madrid durante esta semana. El evento ha sido considerado por los poderes públicos como acontecimiento de excepcional interés público, lo que proporciona importantes beneficios fiscales para las empresas que colaboren en su financiación. Los mecenas de la visita papal contarán con deducciones en la cuota integra del impuesto de sociedades (el importe a pagar a Hacienda tras las bonificaciones y deducciones) de hasta el 90% de la cantidad donada.

Son casi 100 las compañías que participan. Bien directamente como socios o como patrocinadores, o a través de la Fundación Vivo, constituida para tal efecto. "Estas empresas apoyan a la JMJ aportando en especie sus servicios o participando en el programa de mecenazgos previsto por la ley", detalla el director financiero del evento, Fernando Giménez Barriocanal a través de un comunicado de la organización.

No todos los colaboradores se acogen a las desgravaciones y beneficios fiscales, tal y como reconocen desde la propia JMJ. Sólo aquellas que cumplen con los requisitos de la ley de mecenazgo. El criterio principal es que las aportaciones sean dinerarias, o susceptibles de valoración económica. La Ley establece dos modalidades de incentivo. Por un lado, las empresas podrán deducirse de la cuota íntegra el 35% de las donaciones y aportaciones que realicen. Y de manera complementaria, otro 15% de los gastos que lleven a cabo en propaganda y publicidad del evento, como la colocación del logo de la JMJ en las latas de Coca-Cola. Esta deducción podrá alcanzar hasta el 90% de la cantidad económica aportada.

La organización no ha publicado las cifras desagregadas de las sumas de dinero donadas por cada uno de los patrocinadores. Pero en aquellos casos en los que la participación se realice mayoritariamente a través de publicidad, el mecenazgo de la cita papal resultaría altamente rentable para las empresas. En todo caso, la formula utilizada para primar la financiación de esta conmemoración religiosa no es una novedad. Un buen puñado de eventos logran cada año el mismo privilegio. Junto a la JMJ, la Ley de Presupuestos de Presupuestos Generales del Estado de 2010 establece el mismo estatus excepcional para la "vuelta al Mundo a vela, Alicante 2011', o el 'Año Jubilar Guadalupense'.