Société Génerale se hunde un 20%

La banca francesa se derrumba en Bolsa

Los bancos se derrumban. En Europa en general y en Francia en particular, pese a que Standard & Poor's han confirmado la triple A de la deuda gala. Société Générale ha liderado los retrocesos con caídas del 14%.

La avalancha de órdenes de venta está siendo formidable en las Bolsas europeas. El sector financiero es el más atacado y los bancos franceses son los que se llevan la peor parte. Societé Générale, BNP Paribas, Credit Agricole se hunden entre un 10% y un 20%. ¿Por qué? Porque la posibilidad de que las agencias de calificación se decidan a rebajar la nota al país se acrecienta, después de que Standard & Poor's se haya atrevido con Estados Unidos. Sin embargo, tanto esta agencia como Moody's han confirmado hoy la calificación de los bonos franceses, en declaraciones a Bloomberg.

El presidente francés, Nicolás Sarkozy, en un comunicado tras reunirse con parte de su Gobierno y el Banco Central de Francia, incidió en que el compromiso de reducción del déficit de las cuentas públicas es "inviolable" y aseguró que se mantendrá "sea cual sea la evolución de la situación económica", según recoge Europa Press.

El presidente francés explicó que las propuestas que presenten sus ministros serán objeto de una primera evaluación el próximo 17 de agosto en un encuentro que mantendrá con el primer ministro, mientras que las decisiones definitivas se adoptarán el 24 de agosto en una reunión a la que asistirán también los ministros de Finanzas y Presupuesto.

BNP PARIBAS 42,90 -0,71%
SOCIETE GENERALE 23,24 0,58%
CREDIT AGRICOLE 11,04 -0,72%

Asimismo, subrayó que la situación actual apoya la estrategia económica liderada por su Gobierno. "La reforma de las pensiones adoptada en 2010 ha permitido reforzar de manera duradera la sostenibilidad a largo plazo de nuestras finanzas públicas y fortalece el crédito de Francia", añadió.

Sin embargo, también subrayó la "gran importancia" que representa trasladar este esfuerzo de recuperación a una norma constitucional sobre el equilibrio de las finanzas públicas, como han hecho muchos de sus socios. Sarzkoy apeló a la responsabilidad de todos, por encima de intereses partidistas, en el compromiso de que el equilibrio de las finanzas públicas constituya una "prioridad compartida por todos".

Por otro lado, Sarkozy defiende que las medidas adoptadas por España e Italia, así como la intervención del Banco Central Europeo en los mercados secundarios de deuda, han sido "eficaces" para reducir "de manera significativa" los tipos de interés de la deuda de estos países.

En esta línea, el presidente francés recalca que las decisiones adoptadas por las instituciones europeas y estadounidenses han permitido reducir las tensiones en los mercados financieros.

A la reunión de trabajo sobre la situación económica y financiera presidida por Sarkozy en el Palacio del Eliseo han acudido el primer ministro galo, Francois Fillon, y los ministros de Asuntos Exteriores, Alain Juppé; Economía, Finanzas e Industria, Francois Baroin; Presupuesto, Cuentas Públicas y Reformas del Estado, Valerie Precrese, y Asuntos Europeos, Jean Leonetti, así como el gobernador del Banco Central de Francia, Christian Noyer.