Rumores de intervención mueven el mercado

Los operadores, a la espera de una intervención del BCE

Los rumores sobre una posible intervención del Banco Central Europeo están contribuyendo a relajar la presión sobre la prima de riesgo. Tanto la agencia Bloomberg como dos operadores consultados por CincoDías.com apuntaron la posibilidad de que el supervisor esté adquiriendo deuda de España o Italia.

La prima de riesgo de España comenzó el día con una subida acusada que le llevó a tocar los 417 puntos básicos. A media mañana sin embargo, invirtió la tendencia y comenzó a relajarse hasta los 386 puntos el riesgo país y el 6,23% la rentabilidad. El Ibex soporta una gran volatilidad, con acusadas ganancias y leves pérdidas en breves intervalos. Pero lo hace en plena marea bajista en toda Europa. La banca española e italiana, además, registra subidas mientras el resto del sector se hunde en el continente.

Una de las causas que manejan analistas y operadores apunta directamente a Francfort. "Los rumores de mercado de que el Banco Central Europeo está comprando bonos han cobrado fuerza", aseguró Nuria Álvarez, de Renta 4. Alberto Roldán, de Inverseguros, apunta por su parte que "sería ilógico que el BCE se instalase en la pasividad y no acudiese al mercado; de hecho, podría estar haciéndolo ya". Un tercer operador, que prefirió no ser citado, aseguró no estar al corriente de esos rumores. "Me han llegado rumores de que podría estar comprando. Como poder puede, y más después de lo ocurrido ayer, aunque no sería la primera vez que corre el rumor y después se comprueba que en realidad el BCE no estaba interviniendo", señala Estefanía Ponte, directora de análisis de Cortal Consors.

La agencia Bloomberg sí se hace eco esta posibilidad y la cita como una de las causas para la caída de la rentabilidad de la deuda, igual que la edición europea de Wall Street Journal. Eso sí, algunos de los operadores citados por este medio rechazaron esta posibilidad. La agencia, sin embargo, asegura que el BCE ha reactivado la compra de bonos portugueses e irlandeses, y cita a dos fuentes "con conocimiento de las transacciones".

Paro

El BCE detuvo su programa de recompra de bonos hace cuatro meses, y se ha mostrado poco receptivo, al menos en apariencia, hacia la idea de comprometerse a la mayúscula tarea de adquirir deuda de España e Italia, dos países que podrían tener emitido hasta 2,2 billones. Mucha más de la que tienen Portugal o Irlanda.

El miembro del Consejo de Gobierno del supervisor europeo, Luc Coene, abrió sin embargo una puerta a esta posibilidad. "Creo desde luego que el banco central está preparado para tomar medidas significativas para ayudar a la situación", aseguró el gobernador del supervisor belga. "Pero los países primero necesitan tomar medidas". Y añadió. "Ya lo hicimos en el caso de Grecia, Portugal e Irlanda, así que no veo por qué debería haber, digámoslo así, una especie de veto acerca de esa posibilidad [de comprar deuda de España e Italia]".

Sus comentarios implican, según Bloomberg, que todavía no está dándose este tipo de compras. Coene, eso sí, reconoció el fracaso de las medidas adoptadas ayer por el BCE, que decidió comprar deuda irlandesa y portuguesa, dos países intervenidos.