Cierre de sesión

La incertidumbre económica sentencia a Wall Street

La aprobación del nuevo techo de gasto de EE UU no ha servido de consuelo para Wall Street, que ha agravado al cierre sus caídas. El selectivo Dow Jones ha cedido un 2,19% y ha perdido el soporte de los 12.000 puntos en su peor racha bajista desde octubre de 2008.

El acuerdo entre republicanos y demócratas para evitar la suspensión de pagos de la primera economía del mundo no ha bastado para contentar el mercado. El selectivo Dow Jones ha cedido un 2,19% hasta los 11.866 puntos, en su octava jornada consecutiva de recortes y que se ha convertido en la peor racha bajista desde octubre de 2008, lastrado por las dudas sobre la recuperación de EE UU y que el nuevo techo de gasto y el recorte de gasto público que conlleva acabe suponiendo un frenazo del consumo y de la inversión.

Por su parte, el índice S&P 500 restó un 2,56% y el tecnológico Nasdaq un 2,75% en una jornada donde además se conoció el peor gasto personal de los consumidores en dos años. El departamento de Empleo ha anunciado que el dato de junio cayó un 0,2% pese a que los ingresos personales subieron un 1%.

Tras unas semanas cardiacas la Cámara de Representantes y el Senado de los Estados Unidos han dado luz verde al nuevo techo de gasto, que permite in extremis que la economía estadounidense evite la suspensión de pagos. Por lo pronto, la agencia de calificación Fitch mantiene la triple A de la deuda estadounidense y ha asegurado que el riesgo de default es "extremadamente bajo".

DOW JONES 24.465,64 -2,21%

Además del culebrón político entre demócratas y republicanos en Washington, Wall Street recibe con preocupación la crisis soberana de Europa, en especial la situación de la prima de riesgo de Italia y España. Unas dificultades que han vuelto a convertir al oro en un valor refugio, la onza del metal precioso ha vuelto a marcar un nuevo máximo histórico en los 1645,30 dólares.

En plano empresarial destacan las cuentas de la farmacéutica Pfizer, que ganó 4.832 millones de dólares en el primer semestre del año, un 7% más que en el mismo periodo del año anterior. Sus acciones cedieron un 4,58%.

También el operador bursátil NYSE Euronext ha hecho público su balance trimestral. La compañía obtuvo un beneficio neto de 160 millones de dólares en el segundo trimestre, un 4% menos respecto al mismo periodo de 2010. Sus títulos se dejaron un 4,85%.

Caídas también para los fabricantes de automóviles tras publicar las ventas de coches del mes de junio. General Motors restó un 3,63%, Ford un 4,05% y un 0,59% Toyota.

En el mercado de materias primas, el barril de Texas cedió un 1,16% hasta los 93,79 dólares por barril.