En un seminario organizado por UGT

Valeriano Gómez insiste en gravar más los sueldos de los altos directivos

Mantiene que los salarios "obscenos" están detrás de la crisis

Valeriano Gómez insiste en gravar más los sueldos de los altos directivos
Valeriano Gómez insiste en gravar más los sueldos de los altos directivos

El ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, reiteró ayer que los salarios "obscenos" de los altos directivos de la banca y de otros sectores deberían tener una fiscalidad más alta. Para Gómez, que ayer participó en un seminario organizado por UGT, que algunos altos ejecutivos cobren "1.500 veces más" que el trabajador peor pagado de sus empresas no es de recibo y debería formar parte "del pasado". Además, aportó por regular las retribuciones que han "estimulado" la asunción de riesgos en el ámbito financiero.

Si bien reconoció que un Gobierno no puede fijar las retribuciones en una empresa privada, defendió establecer algún "límite" en el caso de entidades financieras reflotadas con dinero público. Para Gómez, una menor distancia entre el sueldo de los empleados de una misma empresa deriva en una mayor implicación de los trabajadores peor pagados. En cualquier caso, el ministro de Trabajo señaló que sus palabras suponen una "reflexión a medio y largo plazo", ya que no es el momento de elevar la fiscalidad ni las cotizaciones en las empresas. Aun así, consideró "una idea extraordinaria" la propuesta de la Asociación de Constructoras de Obra Pública (Aerco), que ayer defendió subir los impuestos a la gasolina tres céntimos con el objetivo de financiar la construcción de carreteras.

CEOE, contra las críticas

Por otra parte, el vicepresidente primero de CEOE, Arturo Fernández, rechazó la postura de Gómez y señaló que no tiene sentido criticar los altos sueldos de los directivos. Además, negó que las diferencias salariales sean obscenas ya que responden a la productividad de cada trabajador.

Desde el PSOE, la responsable del comité electoral, Elena Valenciano, afirmó que dentro del partido existe un debate sobre el futuro de los impuestos aunque añadió que aún no se ha trabajado en propuestas concretas. Aun así, recordó que España tiene una "fiscalidad más baja que la media de la UE" y, al mismo tiempo, "unos servicios de calidad muy caros".

Salgado rechaza subir impuestos a corto plazo

La vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, aseguró ayer que "a corto plazo" no habrá ninguna modificación en los impuestos, ni directos ni indirectos, si bien recordó que la presión fiscal en España es inferior en ocho puntos a la media europea. En declaraciones a Onda Cero, Salgado se refirió así a las palabras del ministro de Fomento, José Blanco, en las que afirmaba que España no es capaz de mantener un sistema bueno de conservación de las infraestructuras "sin tocar" los impuestos.

Por otra parte rechazó la propuesta de la Asociación de Constructoras de Obras Públicas de elevar los impuestos sobre los hidrocarburos para financiar el mantenimiento de las carreteras. Una propuesta que, en cambio, fue bien recibida en los Ministerios de Trabajo y Fomento.